El próximo 6 de mayo tendrá lugar la coronación del rey Carlos III de Inglaterra y la reina consorte, Camila Parker Bowles, acto histórico al que está prevista la asistencia de unos 2.000 invitados, entre los que se encuentran, aparte de integrantes de la familia real, representantes de los diversos países de la Commonwealth, figuras del parlamento y de la iglesia, como así también miembros de la realeza a nivel global y Jefes de Estados, incluyendo al presidente de la República Dominicana, Luis Abinader, quien estará acompañado por la primera dama, Raquel Arbaje.

El presidente dominicano inició ayer su agenda al tomar un vuelo hacia Miami y luego uno directo a Londres para llegar a primera hora de la mañana de hoy. Abinader iniciará su agenda oficial con un desayuno en Lancaster House ofrecido por la Familia Real británica a los representantes de los Estados Insulares que tendrá lugar el viernes.

A las 5 de la tarde, el Jefe de Estado dominicano, en compañía de su esposa, asistirá a la recepción que se ofrece a las delegaciones internacionales en el Palacio de Buckingham, encabezada por el rey Carlos III y la reina consorte.

Dando continuidad a su itinerario el primer gobernante quisqueyano, el día 6, junto a Arbaje, se trasladará al recinto Church House y posteriormente pasarán a la Abadía de Westminster, donde tendrá lugar la ceremonia de coronación.

Después de este evento, asistirán a un almuerzo presidido por el secretario de Relaciones Exteriores del Reino Unido y otros altos funcionarios, culminando así la agenda protocolar del presidente Luis Abinader, quien volverá a su país el domingo 7 acompañado de la primera dama.

Este viaje del presidente representa una oportunidad histórica en donde realmente se puede posicionar a la República Dominicana al nivel internacional que merece. Al mismo tiempo, a buen seguro, el mandatario pondrá en valor su nuevo estilo de gobernar, dando a conocer mucho más aun la imagen del país caribeño en todos los aspectos, una forma de conseguir sus objetivos fundamentales que es tal como se ha dicho, elevar la imagen de la nación dominicana e impulsar la llegada de turistas ingleses a la isla, al igual que inversores en sectores varios.

Las coronaciones de los reyes de Inglaterra son acontecimientos que pasan a la historia de la humanidad. Por esta razón, el hecho de que Luis Abinader haya sido invitado a la misma es la mejor muestra de que República Dominicana es algo más que un destino turístico porque el actual presidente la ha colocado en un escenario en el que todos la tienen en cuenta.

Abinader está demostrando al mundo cómo se puede gobernar desde un punto de vista humanista, donde le bienestar de la ciudadanía se logra poniendo a disposición del pueblo todos los recursos necesarios. Eso, en una época en la que los ciudadanos están perdiendo la confianza en las soluciones de la democracia, con unos niveles de desafección inéditos, es un logro que es mirado y valorado por las grandes potencias.

La Familia Real Británica, en uno de los acontecimientos más importantes para el país, ha invitado a Luis Abinader porque República Dominicana ya está en el mapa, es ejemplo mundial en muchas cosas, y todo ello es gracias a la gestión que se viene desarrollando desde agosto de 2020.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí