Con motivo del Mes de la Mujer, ManpowerGroup ha analizado su situación en el mundo del empleo desde diferentes perspectivas, gracias a la información recogida entre miles de clientas y profesionales de todo el mundo.

Según los datos extraídos del informe ‘Lo que demandan las profesionales’, la pandemia ha intensificado el desgaste profesional de las mujeres. A principios de 2020, 3 de cada 10 mujeres europeas aseguraban sufrir estrés a diario. Durante la pandemia, la cifra se incrementó considerablemente afectando al 41%. Ahora que los peores momentos de la crisis sanitaria parecen haber pasado y que la mayor parte de las empresas han estandarizado medidas de flexibilidad y modelos de empleo híbridos, son un 37% de las mujeres las afirman padecer ese desgaste.

Desgaste profesional

Para encontrar el bienestar en el empleo y sobreponerse al desgaste profesional, las mujeres europeas demandan flexibilidad (36%), más días libres para atender a su salud mental (32%), más oportunidades para desarrollar competencias clave (24%) y una propuesta de valor ligada a beneficios relacionados con la salud, tales como el seguro médico o ayudas para el cuidado de menores, personas mayores y dependientes. 

María José Martín, directora General de Talent Solutions de ManpowerGroup, afirma que las empresas deben de valorar el talento por encima de todo”.

“Mujeres y hombres somos complementarios, por ello es necesario conocer y dar respuesta a las demandas que hoy hacen las profesionales y abordar las barreras que se pueden encontrar en su desarrollo profesional”, ha señalado la directora General de Talent Solutions.

Gestión de la autoconfianza

Conversaciones de carrera, asesoramiento, coaching, gestión de la autoconfianza y el riesgo, estructuración del feedback y objetivos claros se convierten en herramientas fundamentales para que conseguir las metas establecidas.

Martín también apunta que “aquellas mujeres que hemos llegado a puestos de responsabilidad debemos de asumir conscientemente nuestro rol como referentes y emplearlo para impulsar esa equidad, siendo más visibles, comunicando más y poniendo en valor las ventajas que para cualquier empresa tiene disponer de una plantilla que realmente reproduzca la estructura social”.

Semana laboral de 4 días 

Si comenzasen a surgir alternativas a la semana laboral de 5 días, el 64% de las europeas asegura que optaría por concentrar el trabajo en cuatro días con jornadas más extensas e igual salario. Sólo el 18% preferiría tener semanas laborales de cuatro días (con 4 días de retribución), mientras que el 19% se decantaría por tener libertad absoluta para organizar sus tareas durante los 7 días de la semana. Estos datos revelan que las profesionales demandan más autonomía y mayor flexibilidad para desempeñar sus tareas.

Cultura inclusiva

Con el objetivo de dar respuesta a las inquietudes y necesidades de las mujeres a nivel profesional, las compañías planean ofrecer flexibilidad (68%), el desarrollo de una cultura inclusiva (68%), planes de promoción interna (68%), la inclusión de la mujer en puestos de liderazgo (67%) o programas de mentoring o coaching (66%).

Sin embargo, estas iniciativas contrastan -en parte- con lo que las mujeres europeas demandan hoy con mayor urgencia. Según los datos extraídos del informe, 8 de cada 10 quieren recibir una retribución acorde con la labor que desempeñan. Pero, además, el colectivo otorga especial relevancia a las personas con las que trabajan. Así el 78% quiere trabajar con compañeros con los que tenga una buena relación y el 69% con líderes y equipos que las apoyen.

Además, el 69% reclama oportunidades para el desarrollo de su carrera y el 66% pide seguro médico y beneficios asociados a la salud.

Lo que demandan las profesionales europeas

Los datos nos muestran que, durante la pandemia, las mujeres han dejado sus empleos a un ritmo alarmante. Por eso las compañías deben esforzarse por comprender mejor lo que las mujeres quieren para prosperar en su entorno laboral.



En el panorama post pandémico, las compañías que permitan elegir, ofrezcan flexibilidad y valoren el rendimiento por encima del presencialismo, atraerán y fidelizarán a un Talento más diverso y mejor, mientras impulsan sus programas de desarrollo y crecimiento.

Presentismo

Apoyar a las mujeres, para que compaginen su trabajo con otras responsabilidades, empezando por flexibilizar los horarios de entrada y salida. Estar en un lugar físico concreto ya no es una muestra de compromiso. Centrándose en puestos que permitan un gran crecimiento profesional y ofreciendo su apoyo para el desarrollo de carrera. Valorar el rendimiento por encima del presentismo.

Ayudar a mujeres a progresar hacia el liderazgo.

Saber que la cultura crea el cambio, no sólo la política. Por eso, más de la mitad de los líderes creen que la forma más eficaz para impulsar a más mujeres hacia el liderazgo es crear una cultura inclusiva.

El liderazgo les pertenece. La igualdad no puede delegarse al departamento de Recursos Humanos. Para que el compromiso sea auténtico y esté alineado con la estrategia empresarial, el cambio debe fluir desde la alta dirección.

Fuente: Diario16

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí