La variante ómicron del COVID-19 ha dado un vuelco a las campañas de vacunación de los diferentes países y ha mostrado cómo la inoculación de la pauta completa y la dosis de refuerzo, aunque no evita los contagios, evita que la enfermedad sea mucho más grave y se pueda pasar, salvo algunos casos específicos, como un resfriado fuerte.

Pero lo que ha mostrado esta nueva variante, con gran capacidad de contagio, es la fortaleza de los países para afrontar el reto que supone una posible vuelta atrás tras la recuperación de una parte de la normalidad que se fue en marzo de 2020.

República Dominicana, al igual que en otros aspectos, se está convirtiendo en la vanguardia en la lucha contra la pandemia. Y de eso sólo hay un responsable: la gestión del presidente Abinader y de su Ejecutivo que está cumpliendo con creces con su responsabilidad para con el pueblo dominicano.

El Plan de Vacunación es otro éxito de Luis Abinader. Un país como República Dominicana tiene muchas más dificultades para acceder a las vacunas que las potencias económicas mundiales como, por ejemplo, Estados Unidos.

Sin embargo, Abinader, aplicando un plan que está siendo extremadamente eficaz, ha logrado que el país caribeño se coloque por encima de las ratios de vacunación del país norteamericano y de otros países con un PIB superior, tanto en América como en Europa.

En concreto, según los datos del Ministerio de Salud Pública, República Dominicana tiene un 78,5 por ciento con primera dosis, 66,1 por ciento con la pauta completa y un 21,1% con la dosis de refuerzo.

Por otro lado, la Administración Abinader ha decidido respetar el derecho de elección de los ciudadanos y no imponer la vacunación obligatoria, aunque sí que a través de los medios oficiales del Gobierno ha señalado que vacunarse es un «deber ciudadano».

Las constantes campañas de vacunación en República Dominicana están teniendo un efecto positivo en la población que se está viendo en los últimos datos de contagios y, sobre todo, de fallecimientos y ocupación hospitalaria. La vacunación, además de la prevención, es uno de los elementos clave para frenar la pandemia y las consecuencias que está teniendo a nivel global y, por esta razón, desde la Administración Abinader se están poniendo todos los recursos necesarios para acceder a la compra de vacunas.

Hasta ahora, según indican desde el Ministerio de Salud Pública, se están administrando dosis de Pfizer, Sinovac y Astrazeneca, aunque se está trabajando para que otras compañías suministren a República Dominicana. Por otro lado, el propio departamento de sanidad ha instado a la población dominicana a colocarse la tercera dosis de la vacuna, esto ante la entrada en vigor el 31 de enero de la resolución que exige completar el cuadro de vacunación con una tercera dosis y poder asistir a sus puestos de trabajo entre otros espacios públicos. Al tiempo que aclaró que el ciudadano que se encuentre contagiado de coronavirus deberá presentar constancia de resultado de prueba y luego inocularse.

Para hacer una comparación y verificar el extraordinario alcance que está teniendo la gestión de Abinader no hay más que ver las cifras de vacunación de Estados Unidos: 75,5% primera dosis y 63,1% con pauta completa. México tiene un 58,7% de pauta completa y un 64% con primera dosis. Colombia, 77,4% primera dosis y 59,9% con pauta completa. En Europa, Suiza tiene una ratio de vacunación del 69,4% con primera dosis y 67,7% con pauta completa. Polonia ofrece unos datos de 58,7% con primera dosis y 57,1% con pauta completa. Rusia, 51,9% con primera dosis y 47,5% con pauta completa.

Importancia de las pruebas diagnósticas

El director de Epidemiología, doctor Ronald Skwees Ran, dijo que la Republica Dominicana superó la cantidad de pruebas para detección de COVID-19, aplicando más de 100 mil en los últimos siete días, lo que proporciona mayor control y monitorización de la enfermedad. Por tanto, existe una mejor toma de decisiones frente a la enfermedad.

Consecuencias económicas

La estrategia de Abinader para combatir el coronavirus, dentro de la cual está el Plan de Vacunación, está teniendo un reflejo en la economía del país. Tal y como publicamos en Diario16, en el sector turístico las medidas para ofrecer un turismo seguro han colocado en la vanguardia del sector mundial a República Dominicana.

Sin embargo, las consecuencias van más allá. Según los datos del Banco Central se puede comprobar cómo desde que Abinader accedió al poder en agosto de 2020, la economía dominicana ha ido recuperándose tras la caída del PIB de julio de 2020. En concreto, según las cifras referidas a noviembre de 2021, la variación interanual del indicador de actividad económica acumulada del PIB dominicano se situó en el 12,5% y esto es un reflejo de la estrategia acertada que, finalmente, se traducirá en creación de empleo de calidad.

Transparencia para el pueblo

Uno de los factores clave que señalan el éxito del Plan de Vacunación en República Dominicana es, precisamente, la transparencia con que se ha llevado a cabo el proceso de compra de las diferentes vacunas que se están inoculando.

La transparencia es fundamental en democracia y, en el caso de la Administración Abinader, contrasta con lo ocurrido, por ejemplo, en la Unión Europea, donde se inició un proceso de centralización de compras negociado con las principales empresas farmacéuticas sin que la ciudadanía de los Estados miembros haya tenido conocimiento de cuánto se ha pagado a cada fabricante por dosis.

Por otro lado, hay que tener en cuenta otros factores que ponderan la labora realizada por Abinader y su Ejecutivo. En primer lugar, República Dominicana ha encarado la compra de las vacunas en solitario. En segundo término, ha tenido que hacer frente a esa negociación aún cuando recibió una situación crítica de endeudamiento provocado por, precisamente, la opacidad de la administración del PLD.

Además, el proceso de vacunación de la población se ha realizado utilizando el criterio de la igualdad. Todos los ciudadanos han recibido su vacuna independientemente de su estatus social o económico, lo que demuestra, una vez más, que en República Dominicana el gobierno es el pueblo porque se gobierna para el pueblo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.