A lo largo de este mes, los bancos españoles han ido presentando sus cuentas de resultados correspondientes al primer trimestre del año. Como ya apuntaban los analistas, los beneficios de los cinco grandes (Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia y Sabadell) se han disparado un 28%. Esta cantidad se ha calculado sin tener en cuenta las pérdidas de Banco Popular, la sexta entidad más grande del país, que cerró con pérdidas de 137 millones de euros.

Estos resultados denotan la remontada de la banca española tras haber superado el varapalo por las cláusulas suelo y haber normalizado las provisiones. En concreto, los cinco han aumentado su margen de intereses (a excepción de Bankia) y el ingreso por comisiones.

En este punto, tal y como explican desde el comparador HelpMyCash.com, ganaron entre los seis, 633,9 millones de euros, un 13,6% más respecto al mismo ejercicio del año anterior.

Banco Santander, la entidad que más ingresó

Banco Santander, la entidad más grande de España, ganó 2.844 millones de euros en concepto de comisiones, un aumento del 18,6%. Es, por tanto, la entidad que acapara más de la mitad de las comisiones que ingresan en total los bancos españoles. Este gran aumento se entiende porque a principios de este año empezó a cobrar tres euros más a los titulares de su producto estrella: la Cuenta 1|2|3. En concreto, la comisión hay que pagarla por el mantenimiento de las tarjetas asociadas, que, desde febrero, son obligatorias para cumplir las condiciones y conseguir la rentabilidad del 3%.

El segundo banco más grande de España, BBVA, registró comisiones de 296,7 millones de euros, casi un 7% más que el año anterior. Esta entidad, además, es la que ha presentado el mayor crecimiento de todos los bancos: un 69%, gracias a la venta del banco chino CNCB y por la reducción de los costes (han cerrado 8.499 sucursales y han reajustado la plantilla en un 3,2%).

CaixaBank ingresó entre enero y marzo 588 millones; Banco Sabadell, 296,7 millones; y Bankia, 207 millones. Por otro lado, Popular fue el único de los seis que redujo sus ingresos por comisiones, concretamente, ingresó 140 millones de euros, un 0,70% menos.

Éxito de la vinculación a cambio de la ausencia de gastos

Los bancos suelen eliminar las comisiones a los clientes vinculados. De hecho, domiciliando la nómina en cualquiera de estos bancos se puede acceder a una cuenta totalmente gratuita. Si ahora están dando la oportunidad a sus clientes de contratar productos gratuitos, ¿cómo se puede entender que las comisiones sean una de las principales fuentes de ingresos?

Lo cierto es que, aunque se hayan eliminado las comisiones de algunos productos, en otros se han empezado a cobrar, se han mantenido o, incluso, aumentado. Un claro ejemplo es el de las hipotecas. A finales del 2016, un 66% de estos préstamos aplicaba una comisión de apertura y, en el primer trimestre de 2017, este porcentaje ya representaba el 75% de la oferta total.