El Gobierno de España debe autorizar la transmisión de las autopistas que Abertis explota en España ante el eventual cambio de control de esta compañía como consecuencia de la opa que ha lanzado el grupo italiano Autostrade.

Así lo indicó el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, quien aseguró que el Gobierno decidirá en su momento “pensando siempre en el interés general de los españoles”, según recoge Efe.

De la Serna explicó que las autopistas que Abertis explota en España, donde es primer operador con un total de 1.560 kilómetros de vías, el 60% del total de la red de pago, las tiene a través de contratos de concesión con el Estado, que es el titular último de las infraestructuras.

“Dado que la titularidad de las autopistas es del Reino de España, los contratos de concesión ya contemplan que, en caso de absorción o cambio accionarial en el concesionario, el Gobierno debe informar de la situación y autorizar la transmisión“, explicó el titular de Fomento tras el acto de puesta en servicio un tramo de carretera en La Rioja.

Esta autorización se suma a la que el Ejecutivo debe dar también ante un eventual cambio de control de Hispasat, operador de satélites que actualmente Abertis controla al 57%. En este sentido, y tal como también indicó este martes el ministro de Economía, Luis de Guindos, De la Serna recordó que “también es necesario autorización del Gobierno”.

“En ambos casos, el Gobierno, en el marco de la ley, realizará esas autorizaciones y esas obligaciones de informar siempre pensando en el interés general de los españoles”, insistió el titular de Fomento.

De la Serna declinó realizar comentario alguno sobre la opa de Atlantia que, no obstante, “tiene aún por delante un largo trámite”, dado que debe ser admitida a trámite primero y aprobada después por parte del supervisor del mercado, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), y autorizada por las autoridades de competencia.