Aunque parecía imposible, las aguas en Banco Popular cada vez bajan más revueltas. Los rumores que circulan de un lugar a otro, con los medios de comunicación de protagonistas, hacen que la inestabilidad de la entidad financiera sea cada vez mayor. Pero eso tampoco debe ser un condicionante para que siga trabajando en su labor como bando.

Así, aunque la entidad presidida por Emilio Saracho, que recientemente desmintió “categóricamente” que “exista un riesgo de quiebra del banco” a través de un hecho relevante remitido a la CNMV, ha renovado su catálogo de productos de ahorro. Banco Popular ha lanzado el Depósito Ahorro Carrefour & DIA, un estructurado cuyo rendimiento está vinculado a las fluctuaciones bursátiles de las acciones de las dos compañías, según informan desde el comparador HelpMyCash.com.

Con un plazo de 18 meses y la garantía de que al vencimiento el cliente recuperará la totalidad del capital invertido, el nuevo depósito de Popular persigue una rentabilidad del 0,67% TAE que podría acabar siendo del 0,10% si el comportamiento de la cesta de acciones no es el esperado.

¿Cómo funcionan estos productos de Banco Popular?

La dinámica es similar a la que siguen la mayoría de los depósitos estructurados que comercializa la banca de forma generalizada. La entidad fijará un precio inicial para cada una de las dos acciones que componen la cesta, Carrefour y DIA, al inicio del plazo del depósito.

Transcurridos los 18 meses, se comparará el valor de ambas acciones con el inicial. Si el precio final es igual o superior al que tenían en la fecha de observación inicial, la entidad pagará una rentabilidad del 0,67% TAE, equivalente a un interés nominal del 0,66%. Si, por el contrario, alguna de las dos acciones o ambas han perdido valor, el interés TIN y TAE será del 0,10%. En cualquier caso, tanto si se cumple el objetivo de rentabilidad como si no, el rendimiento siempre será positivo y el cliente recuperará la totalidad de sus ahorros.

Los interesados pueden contratar el producto, disponible desde 10.000 euros, tanto en Banco Popular como en Oficinadirecta, entidad online perteneciente al grupo bancario, antes del 26 de mayo. El abono de los intereses será a vencimiento y la cancelación anticipada no está permitida.

Rentabilidad variable

La principal desventaja que suelen tener los depósitos estructurados es que su rentabilidad es variable y predecir el resultado final es casi imposible para el ahorrador de a pie, de manera que no se sabe cuánto se ganará al vencimiento. En el caso de Popular, la rentabilidad será siempre positiva, pero son muy habituales los estructurados en los que la rentabilidad final puede ser nula si no se cumple el objetivo marcado.