Resulta muy tópico referirse a las grandes compañías estadounidenses como “gigantes”. Pero esa es la realidad. Un ejemplo es Amazon, que además de ser el ecommerce más grande del mundo y líder de servicios en la nube; ahora también entra en el sector de los pagos online.

Es decir, a partir de ahora -y de forma progresiva- quienes tengan una cuenta de Amazon podrán realizar pagos con su cuenta de usuario en otras webs. Por ejemplo para comprar un billete de avión, las entradas del cine o cualquier otra cosa, sin necesidad de que sean productos de la compañía. En otras palabras, se ha convertido en el principal rival de PayPal, una de las plataformas de pago más famosas hasta ahora.

El anuncio de su llegada a España se ha conocido este martes. Según la compañía, este sistema permite a sus clientes pagar por productos y servicios en otras páginas web con tan solo introducir los datos de acceso a su cuenta de Amazon. A la hora de realizar el pago, bastará con que el titular de una cuenta de Amazon activa introduzca su nombre de usuario y su contraseña de Amazon.es. De esta forma, se utilizarán automáticamente los datos de pago y la dirección de envío asociados a la cuenta de ese cliente para completar la transacción.

El objetivo que busca el gigante tecnológico es reducir el tiempo que los clientes tardan en formalizar sus pedidos, sin tener que recordar numerosas contraseñas o perder tiempo introduciendo sus datos de pago cuando compran por internet.

Por otro lado, según explica la empresa en un comunicado, las empresas que se asocian a este programa disfrutan de la comodidad, confianza y familiaridad de la experiencia de compra de Amazon en sus propias páginas web al ofrecer Amazon Pay como método de pago.

Los primeros de Amazon Pay

En 2016 el número de transacciones realizadas a través de Amazon Pay prácticamente se duplicó respecto al año anterior, especialmente gracias a vendedores en sectores como la venta de ropa, viajes, productos digitales, seguros y entretenimiento. Empresas de estos ámbitos son las que han contribuido a impulsar este crecimiento.

Por el momento solo ha trascendido que Vueling ofrecerá este servicio. “Estamos muy orgullosos de ser la primera aerolínea de Europa en ofrecer Amazon Pay en todas nuestras plataformas de comercio electrónico, ya sea en nuestras webs, tanto en formato desktop como móvil, o en nuestra app. Vueling siempre se ha caracterizado por liderar la implantación de nuevos servicios que ofrezcan una mejor experiencia a nuestros clientes”, explica María Cardenal, directora de Product Development & Innovation de Vueling.

A nivel mundial, más de 33 millones de clientes de todo el mundo han usado este servicios para hacer sus compras, más de la mitad de las cuales han sido realizadas por miembros de Amazon Premium.

Este movimiento de Amazon se trata de un golpe ganador, dado que los clientes de la compañías son fieles, están acostumbrados y se fían del servicio, algo muy importante cuando se trata de pagos en internet.