A la espera de conocer los movimientos dentro del grupo Air France-KLM, la competencia por el mercado de los vuelos de largo radio a bajo coste se endurece tras el lanzamiento de Level, la low cost que el holding IAG ha creado para competir con aerolíneas como Norwegian o el Grupo Lufthansa.

Level, que de momento estará operada por Iberia, volará desde el aeropuerto de Barcelona a Los Ángeles (a partir del 1 de junio), San Francisco Oakland (2 de junio), Punta Cana (10 de junio) y Buenos Aires (17 de junio). La compañía pondrá los billetes a la venta, con precios que partirán desde los 99 euros a Los Ángeles y San Francisco y desde los 149 euros a Punta Cana y Buenos Aires. Estos precios, tal y como ocurre con el resto de aerolíneas, se incrementarán en función de los servicios que añada el pasajero, como llevar maleta o comer durante el viaje.

Barcelona es el punto de partida también para Norwegian. La aerolínea ya anunció el pasado mes de septiembre su apuesta por el low cost de largo radio desde El Prat. Así, abrirá base de larga distancia en este aeropuerto y conectará la capital catalana a través de vuelos directos con Los Ángeles, San Francisco, Nueva York y Miami a partir del 5 de junio de 2017 y durante todo el año.

De hecho, el mismo día en que IAG presentaba Level en Barcelona, Norwegian puso a la venta su programa de larga distancia entre Barcelona y EEUU para la próxima temporada de invierno, entre el 29 de octubre del 2017 y el mes de marzo del 2018.

Y en el caso de IAG no descartan expandir sus vuelos desde otras ciudades europeas además de Barcelona, aunque aún se desconoce los lugares.

Eurowings y WOW

A pesar de que Barcelona centra el protagonismo de los vuelos transoceánicos de Norwegian y Level, Lufthansa también ha entrado en el mercado a través de su filial de bajo coste, Eurowings. La firma, que anunció hace semanas la apertura en el mes de mayo de una nueva base en Palma de Mallorca, incluye vuelos a destinos como Miami, Orlando, Las Vegas, Seattle, Mauricio, Phuket, La Habana, Varadero, Punta Cana, Cancún, Puerto Plata, Bahía Montego en Jamaica, Windhoek, en Namibia y Bangkok.

En este mercado, también juega la islandesa WOW, la low cost que sorprendió al anunciar vuelos entre EEUU y Europa del Norte desde 70 euros. De momento, operará desde las ciudades británicas de Bristol, Edimburgo, Estocolmo y Copenhague hacia Los Ángeles o San Francisco.

¿Qué pasa con Air France y Ryanair?

Tras el paso de IAG, la presión se centra sobre el grupo Air France-KLM. En este caso, el conglomerado europeo busca alcanzar un acuerdo con los sindicatos -como ha ocurrido en IAG- para poner en marcha vuelos de largo radio más económicos. Algo que, en un principio, cuenta con el favor de los pilotos.

En febrero, el 58,1% de los pilotos de Air France votaron a favor de la creación de una nueva filial low cost para el largo radio tras la consulta a la que fueron convocados por el principal sindicato de la compañía, el SNPL, y en la que participaron el 73,8% de los afiliados.

Por último, Ryanair se mantendrá fiel a su estrategia de operar vuelos de corto radio a bajos precios y no entrará directamente en esta pugna. Sin embargo, el director de marketing de Ryanair, Kenny Jacobs, señaló que están ultimando un acuerdo de colaboración con Norwegian e IAG para alimentar sus vuelos de largo radio a partir de verano.

En definitiva, la oferta de vuelos de largo recorrido entre Europa y América del Norte y América del Sur se reparte, de momento, entre Norwegian, Level, Eurowings y WOW. Un pastel del que se espera que Air France entre a participar y que este verano dará mucho juego en el sector aéreo.