La quinta edición del informe Infoempleo de Adecco sobre Redes Sociales y Mercado de Trabajo en España trata de analizar el impacto que tienen estas herramientas como plataforma de encuentro entre empresas y candidatos.

Un 78% de los encuestados utiliza las redes sociales para buscar empleo, aunque sólo el 45% de los candidatos las tiene como referencia habitual para la búsqueda de trabajo y el 55% restante las usa solo de forma esporádica o nunca.

Los portales web de empleo son la primera opción a la hora de buscar trabajo para los aspirantes, y las redes sociales más valoradas para este fin son: Linkedin (71%) Facebook (51%) y Google+ (41%). El SEPE (Servicio Público de Empleo), cada vez pierde más aceptación y pasa de ser utilizado por 6 de cada 10 candidatos, a tan solo el 36%.

Aunque tres de cada cuatro usuarios han enviado su CV a una oferta de empleo que han conocido a través de las redes y el 57% de ellos ha sido contactado, en al menos una ocasión por su perfil en las redes sociales, la búsqueda de empleo como motivo para abrir un perfil o utilizar una red social ha caído 29 puntos porcentuales en 2016.

Los principales motivos para que los solicitantes no estén presentes en las redes sociales son, en primer lugar, la privacidad, luego la falta de interés y que prefieren centrarse en el cara a cara.

¿Pierden fuerza las redes sociales?

Según el informe, el 86% de las empresas consulta las redes sociales de los candidatos preseleccionados antes de tomar una decisión de contratación y el 31% de las organizaciones encuestadas ha rechazado al menos una candidatura por la imagen que proyectan los candidatos en las redes.

Los principales motivos que dan las organizaciones para rechazar a un candidato son: la apología a cualquier tipo de violencia o discriminación, la publicación de contenidos que promuevan el consumo de drogas y/o alcohol y datos que contradigan el CV del candidato.

Aunque el 86% de las empresas tiene presencia en las redes sociales (4% más que en 2015), un 3% menos de ellas las utiliza como medio para captar talento.

Aunque la valoración positiva de las redes sociales como canal de atracción y selección de talento asciende hasta el 92% (Linkedin está a la cabeza de la lista de las redes más utilizadas por los RRHH, con un 74%) ,las herramientas de intermediación mejor valoradas por los profesionales de RRHH son los portales web, y el 97% de ellos los encuentra satisfactorios para contratar personal.

El 31% de los profesionales de RRHH no se muestra satisfecho con los perfiles que se encuentra en las redes sociales y el 35% creen que los candidatos no dan un uso suficientemente profesional a sus perfiles en redes sociales.

A pesar de que el nivel de penetración de las redes sociales de empleo es muy alto, más o menos un 87% en los dos últimos años, parece que ya han pasado su punto álgido y su ritmo de crecimiento se esta ralentizando.