El cielo de Madrid tendrá nuevo invitado próximamente. A las cuatro torres que miran desde lo más alto en la capital, se añadirá otra. Se trata de Caleido, la construcción que gestionará el Grupo Villar Mir y que será la más pequeña del conjunto. Por ahora se han dado a conocer los detalles más importantes, aunque falta por saber quién la construirá. OHL es candidato, pero solo uno más, lo cual deja todo en el aire.

Este martes, durante la presentación del proyecto inmobiliario, se han manejado cifras y datos que estarán a la altura de la construcción; aunque, precisamente, quién la levantará todavía no se sabe.

Sobre lo que se conoce, la quinta torre se abrirá en 2019, y, en cuanto al impacto económico que tendrá, generará más de 5.500 empleos en su construcción y explotación, y requerirá una inversión total superior a los 300 millones.

En cuanto a la funcionalidad no ha habido sorpresas. Cuando el Ayuntamiento de Madrid dispuso el suelo para uso privado, a través de un concurso público, se especificó que el inmueble debería destinar gran parte de su superficie a uso sanitario o educativo. Finalmente ha sido así.

El nuevo rascacielos, de 66.972 m2 y 181 metros altura, albergará un nuevo campus de la escuela de negocios IE University de 50.000 m2, un centro médico de excelencia del grupo Quirónsalud, un centro comercial, zonas de restauración, 2.000 plazas de aparcamiento y contará además con zonas verdes.

Sobre el nuevo campus IE, se impartirá formación de grado universitario en áreas como Business Administration, Arquitectura, Tecnología, Relaciones Internacionales, Derecho, Comunicación o Psicología.

¿Será OHL el constructor?

La construcción de la torre, que está por ver si la hace el grupo OHL, tendrá un impacto de 84 millones de euros sobre el PIB, una cantidad a la que se añadirán otros 305 millones derivados de la explotación del inmueble durante 71 años.

En concreto, la construcción de la torre tendrá un impacto sobre el PIB de la ciudad de Madrid de 53,8 millones y de 30,9 millones sobre el de la Comunidad de Madrid, mientras que la explotación tendrá un impacto de 234 y 71 millones de euros, respectivamente.

Durante la presentación de la torre, en la que estuvo la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena; el delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo; y el presidente de Inmobiliaria Espacio, Juan Villar Mir, no se ha hecho ninguna alusión concreta al constructor que se hará cargo de la obra.

“Es un proyecto hecho por madrileños para abrir Madrid al mundo”, ha asegurado Villar Mir, vicepresidente del Grupo Villar Mir, quien recordó que el proyecto no es de OHL, sino de la filial Inmobiliaria Espacio. “¿Si OHL hará la obra? Ya veremos. Es escrupulosa con los códigos de buen gobierno”, añadió el directivo. Así pues, todo sigue en el aire.