Este año 2016 que llega a su fin deja tras de sí cambios sustanciales en lo que respecta al mercado hipotecario. El crédito ha vuelto a fluir hacia las empresas y particulares, lo que unido al actual contexto de tipos de interés en mínimos da lugar a un panorama inmobiliario único.

¿Han tocado fondo las hipotecas? O, por el contrario, ¿veremos hipotecas más baratas en 2017? El comparador de productos bancarios HelpMyCash.com nos expone sus previsiones.

Retrato del panorama inmobiliario en 2016

Casi todos los expertos coinciden en que en la actualidad estamos en un momento en el que comprar una vivienda puede resultar bastante más barato que en comparación con años anteriores.

Además de un euríbor en mínimos históricos (bajo cero desde febrero de 2016) y de la política monetaria expansiva del Banco Central Europeo, el precio del metro cuadrado en España aún no se ha terminado de recuperar del desplome sufrido al inicio de la crisis.

Junto a esto, este año hemos asistido a una verdadera batalla librada por las entidades para aumentar su cuota de mercado, que ha traducido en una bajada de los intereses tanto de las préstamos hipotecarios a tipo variable, como de las hipotecas fijas.

¿Qué nos depara el año que viene?

A pesar de que no sea posible conocer el futuro ni la evolución de los índices de referencia que tanto pueden afectar de manera directa a la economía de miles de familias, sí que podemos aventurar tres factores que tendrán un impacto significativo en el coste de las hipotecas:

1 – Euribor al 0%: según las estimaciones de diferentes entidades, el euríbor podría superar la barrera del 0 % durante el tercer cuatrimestre de 2017, lo que encarecería las cuotas mensuales. Además, también podría aparecer su actualización a euríbor plus, lo que también podría suponer un aumento en su cotización.

2 – Comisión de amortización: el Gobierno tiene entre manos un anteproyecto de ley por el que podrían eliminarse las comisiones por amortización anticipada de las hipotecas a partir del tercer o quinto año.

3 – Aumento de las comisiones: tras el golpe que ha supuesto para las entidades la sentencia sobre las cláusulas suelo del TJUE, los bancos intentarán equilibrar sus balances aumentando las comisiones. Se trata además de una medida que el Banco de España lleva un par de años intentando hacer calar en todo el sector.

Entre el segundo y tercer punto podemos entrever que la banca va a necesitar un ajuste en el precio de sus productos para poder superar este bache, aunque también es cierto que algunas entidades se verán obligadas a ajustar sus costes más que otras, en función del impacto que tenga la cláusula suelo en su contabilidad.

A mejor perfil, mejor interés

A pesar de que se suele repetir bastante, cabe la pena recordar que las hipotecas son uno de los productos más adaptables a cada perfil de clientes. Tanto es así que muchas entidades se decantan por no publicar información sobre tipos de interés en sus páginas webs, bajo la norma de que cada cliente es diferente y, por lo tanto, el interés otorgado será muy distinto.

Un ejemplo de esto lo tenemos en la Hipoteca Privilegium Vip de Mediolanum, que ofrece un interés de euríbor + 0,89 %, un diferencial muy por debajo de la media, pero que requiere que el cliente disponga de un patrimonio en la entidad de, por lo menos, 350.000 euros.