La Asociación de Jóvenes Franquiciadores surge en un momento clave de recuperación económica. Tras la crisis global, millones de empresas quebraron y otras tantas vieron su oportunidad para reinventarse o salir por primera vez a competir.

Tras los primeros años de prueba, las compañías buscan crecer y alcanzar cada vez objetivos más ambiciosos. En este contexto, las franquicias se presentan como una gran oportunidad de expandir una marca o un modelo de negocio de forma barata y sencilla.

La restauración, el ocio e incluso el negocio inmobiliario, ningún sector se libra de su influencia,  entre otras cosas por la oportunidad de diversificar el riesgo. De la situación actual y del ecosistema empresarial español nos ha hablado Javier R. de Lara, director de Marketing y Comunicación en la AJF.

¿Con qué motivación surge la AJF y cómo ha evolucionado hasta el momento?

Como joven franquiciador, la ausencia de una organización que asesorara de forma gratuita e imparcial a los nuevos emprendedores que se inician en el sector de la franquicia, me inspiró para tener la idea y desarrollarla junto con la ayuda de Irene Moscardó, Directora de la consultora Shop Explosion y actual Presidenta de la AJF.

La aceptación de la AJF ha sido muy buena, ya que, llevamos menos de tres meses en activo y ya tenemos 30 asociados entre franquiciadores y proveedores.

¿Cuál es vuestro público objetivo?

Nuestros potenciales asociados son los franquiciadores de nueva creación, con una antigüedad en el sector inferior a 5 años.

Además, pueden ser miembros colaboradores y proveedores aquellas organizaciones relacionadas con el sistema de franquicias a través de la aportación de diversos servicios.

¿Cómo es el franquiciador español?

El franquiciador español es un emprendedor que ha conseguido crear un negocio de éxito , el cual surge de una pequeña empresa que hacía realidad su idea a pequeña escala.

Es por lo tanto, una persona creativa, valiente y ambiciosa que no se conforma con la gestión de su negocio y busca expandir su marca a otros lugares a través de asociados, y el canal que elige es el de la franquicia que beneficia a ambas partes.

El franquiciador aporta la experiencia de un negocio probado donde, a cambio de una contraprestación económica, cede la explotación de su marca al franquiciado, transmitiéndole su saber hacer y asistencia continuada.

¿Cuál es el mayor obstáculo que se encuentra un empresario de cara a ampliar su negocio?

Sin lugar a dudas el mayor obstáculo es el económico, por ello, la franquicia es el canal que más facilita el proceso  de expansión, porque limita y diversifica el riesgo económico además de penetrar con mayor velocidad en el mercado y conseguir economías de escala, ventajas que un empresario no podría conseguir por sí mismo.

¿Cuánto cuesta de media expandir un negocio vía franquicia?

Toda empresa que quiera expandirse a través de la franquicia debe dar los siguientes pasos: legalizar la franquicia, definir la estructura financiera, documentar el saber hacer y desarrollar un plan de marketing.

Dependiendo del trabajo que requiera desarrollar estos puntos, un proyecto de franquicia oscila entre 4.000-12.000€ y de dos a seis meses de duración.

¿La ayuda del sector público a las jóvenes empresas es efectiva? ¿Y suficiente?

El pago único o la capitalización del desempleo, los descuentos en la cuota de los trabajadores autónomos y las bonificaciones y ayudas para la contratación de trabajadores han favorecido a muchas empresas jóvenes.

Desde la AJF animamos al sector público a mantener estas ayudas y ampliarlas en la medida que sea posible para animar a nuevos emprendedores a desarrollar sus proyectos.

¿Cómo afectó la crisis al sector? ¿Ha terminado ya?

Desde que estalló la crisis, los niveles de desempleo han aumentado enormemente en nuestro país, lo que ha provocado una transformación en el sector de la franquicia hacia el autoempleo, haciendo que la mayoría de la demanda sea de emprendedores que buscan un negocio de baja inversión que les garantice un empleo estable.

Las empresas franquiciadoras que han sabido adaptarse al cambio, reduciendo costes y ajustando su inversión, se han beneficiado de la situación y están abriendo locales, generando empleo y aumentando su facturación, lo cual es un fiel reflejo de que lo peor ha pasado y la actividad se está recuperando.

Por lo tanto, el sistema de franquicias se encuentra en una etapa de crecimiento en nuestro país, y ha dejado atrás la crisis definitivamente.

¿Qué tipo de herramientas tienen los emprendedores que utilizan este modelo para obtener crédito o financiación?

Son varias las entidades bancarias como el Sabadell, el Banco Santander o Cajamar, con un departamento de franquicias propio, que primero filtran y seleccionan las franquicias que han demostrado ser rentables y posteriormente ayudan a emprendedores a unirse a ellas a través de la financiación.

Todavía falta mucho, pero se están dando algunos pasos en este sentido y todo indica que se seguirá manteniendo.

¿Qué características debe reunir una marca para lanzarse a franquiciar?

Las características que debe reunir una empresa para franquiciar son 6: que sea un negocio probado, que tenga una rentabilidad atractiva, que sea replicable, que exista una demanda probada en el mercado, que el concepto de negocio tenga algún elemento diferenciador y por último, que tenga un saber hacer transmisible.

¿Cuál es el mejor momento del año para lanzarse a franquiciar?

Septiembre es el mejor momento para franquiciarse, ya que es un mes en el que se cumplen varias condiciones que hacen que sea propicio: regreso de las vacaciones y meses previos a la Navidad.

Además coincide con el inicio de las ferias de franquicias en las principales capitales españolas: Frankinorte Bilbao, Franquishop Madrid y Barcelona, SIF&Co en Valencia y FIFSUR en Málaga. Citas obligadas para cualquier emprendedor y dónde la AJF va a estar presente.

¿En qué sector veis más potencial de cara a los próximos años?

El sector que predomina por encima del resto en demanda y apertura de locales es la hostelería y dentro de esta, los negocios de comida a domicilio tienen un potencial exponencial, junto con los modelos de comida saludable y ecológica.

Dentro de los supermercados, las tiendas de conveniencia son un negocio en auge y con mucho futuro por delante. Se caracterizan por tener un amplio horario y un surtido de productos limitado, generalmente con un precio más alto que los formatos tradicionales.

Otro de los sectores, que más está creciendo son las franquicias inmobiliarias, una de las actividades más castigadas por la crisis, ya la ha superado y comienza a resurgir y a reconstruir su futuro en franquicia.

¿Cuáles son vuestros retos a futuro?

A corto plazo, aumentar el número de asociados y colaboradores para tener más peso e influencia en el sector y estar presentes de forma activa en todas las ferias y eventos de franquicias.

A medio y largo plazo, queremos dar el salto a otros países donde no existen iniciativas similares y aprovechar para ayudar a la internacionalización de nuestros asociados.