Air Europa estrena una ruta directa entre Madrid y Zurich. El presidente de la compañía emigró a la ciudad suiza con 19 años y allí se inició en el sector de los viajes.

La historia de Juan José Hidalgo se ha contado mil veces. Casi todas por él mismo, siempre que le dejan, siempre que tiene ocasión. Le gusta contar que cuando era apenas un niño ya trabajaba en Villanueva del Conde, un pueblo de Salamanca. Trabajaba cultivando viñedos, vendiendo pieles, en una panadería, en una carnicería, en el bar de sus padres, incluso en la oficina de telégrafos.

Pero con 19 años, en 1960, marchó a Suiza. Marchó con el pelo rapado, porque decía que de su pueblo no quería llevarse ni los piojos. Y marchaba sólo para seis meses, con un contrato ya firmado para cuidar vacas y segar los campos cerca de Zurich.

Cuando ya se volvía, para abaratar el precio del viaje a Salamanca, acabó comprando y revendiendo billetes de tren para grupos en la propia estación de Zurich, que eran más baratos y dejaban un margen. Y también acabó alquilando un autobús en Barcelona para otro grupo de emigrantes para que saliera más económico. Al final su viaje de regreso le salió gratis.

Tres meses después ya estaba de vuelta a Suiza, esta vez para trabajar en la construcción, y luego como pintor de brocha gorda. Y con los beneficios de más de dos años de trabajo se compró, al contado, un Mercedes de segunda mano que lo cambió todo. Hidalgo lo utilizó para llevar y traer entre Suiza y España a tanto emigrante. Dos mil pesetas por cabeza y dos días y medio por trayecto.

Y después de muchos viajes con el Mercedes acabó comprando un autobús, que así cundía más. Y luego alquiló varios más. Y años después compró otros tantos, y creó su propia empresa para seguir llevando y trayendo a los emigrantes españoles en Suiza, como lo era él. En los setenta llegó la red de agencias Halcón Viajes, y en los ochenta la compra de Air Europa para convertirla en la primera en competir contra el monopolio público de Iberia…

Más de medio siglo después, Hidalgo vuelve a Suiza. Air Europa, la aerolínea de su grupo turístico, Globalia, lanza vuelos directos entre Madrid y, sí, Zurich. La compañía aérea entra en el mercado suizo con dos conexiones diarias que operará con uno de sus aviones Embraer 195, con capacidad para 120 pasajeros. Air Europa operará este lunes su primer vuelo a Suiza. Cincuenta y seis años después, Hidalgo vuelve al país al que emigró. Y lo hace en avión.