El modelo turístico basado en afluencia de turistas que se está asentando en España de la mano del alquiler de viviendas de uso turístico es insostenible a largo plazo social, medioambiental y económicamente, ha asegurado este martes el consejero delegado para EMEA de Iberostar, Aurelio Vázquez.

En su intervención en un foro sobre el sector hotelero organizado por la consultora EY, Vázquez ha advertido de que la mal llamada economía coloborativa está propiciando la llegada de un perfil de turismo de menos capacidad de gasto. A su juicio, un 90 % de las viviendas a las que se accede a través de plataformas online como Airbnb o Homeaway, se alquilan a precios “rabiosos” que atraen al turismo ‘low cost’ y “mochilero”, lo que hace que la afluencia de turistas internacionales a España crezca muy por encima de los ingresos por turismo. Vázquez ha recordado que la oferta no reglada supera ya, con 2,7 millones de plazas en viviendas turísticas, a la reglada, con 2,4 millones de camas, y ha lamentado “la falta de liderazgo político”.

Sin embargo, el consejero delegado de Room Mate, Víctor Fernández, ha explicado que la economía colaborativa es un movimiento global e imparable. El directivo ha reconocido que el negocio del alquiler de viviendas turísticas supone una competencia directa y dura para la cadena hotelera, por lo que se decidió entrar en él, creando la plataforma BeMate.com. Según Vázquez, con ello, Room Mate ha hecho “más daño” al sector hotelero porque en algún modo ha oficilizado el negocio del alquiler de viviendas turísticas, que ha tachado de “ilegal y dañino” para la industria turística española.

EY ha presentado un informe sobre las tendencias de la industria hotelera para 2016 que apunta a un aumento del flujo transfronterizo de capital de Asia hacia los mercados mundiales en los próximos meses. A finales de noviembre de 2015, los inversores asiáticos representaron aproximadamente el 33 % de las transacciones hoteleras internacionales y las operaciones transfronterizas de la industria con sello asiático alcanzaron 11.000 millones de dólares.

Este importe representa un aumento del 24 % respecto al mismo período del año anterior y la previsión es que la tendencia continúe en 2016.

China fue el país que más compras realizó en el sector hotelero en 2015, el 44,7 % del capital asiático total invertido, seguido de Singapur (16,7 %) y Corea del Sur (15,6 %). En cuanto a la financiación de capital, durante 2016, las compañías de capital riesgo y los grupos de inversores transfronterizos seguirán teniendo un papel clave en la actividad de transacciones mundiales.