El agua marroquí sigue siendo un negocio para las empresas españolas. En consorcio con Adasa, Acciona Agua se ha adjudicado un contrato en el sector del agua de Marruecos por cuatro millones de euros. La empresa de infraestructuras y energías renovables implementará la automatización y el telecontrol de las redes de abastecimiento de agua de cuatro ciudades marroquíes: Settat, Nador, Ifrane y Meknes.

Acciona Agua trabajará para la Oficina Nacional de Electricidad y Agua Potable de Marruecos. Su contrato es el primer proyecto que el Departamento de Automatización y Control de la compañía realiza para un tercero. Acciona lleva más de 60 años operando en Marruecos, donde ha trabajado en más de 70 proyectos de diferentes sectores. Actualmente, está construyendo en ese país la planta potabilizadora de agua de Oum Azza en consorcio con la empresa marroquí EMT.

¿En qué consiste el proyecto?

Según ha comunicado la compañía, en este nuevo proyecto de abastecimiento de agua tendrán que implementar tres centros de supervisión y monitorización además de 108 puntos de control para suministrar información de las instalaciones. Para todo esto, se realizarán trabajos de suministro e instalación de las casetas, instrumentación, sistemas de seguridad, equipos, mobiliario, hardware, software, telegestión o mantenimiento de las instalaciones.

¿Y los objetivos? Con este proyecto se pretende garantizar el abastecimiento de agua potable y facilitar el uso prudente de los recursos hídricos de 5,3 millones de personas, la población que habita en las cuatro ciudades de Marruecos a las que se extiende el contrato. Esto supone que aproximadamente una sexta parte de la población del país se beneficiará de las obras de Acciona. Además, también se quieren explotar de forma eficaz las instalaciones de producción y captación de agua para optimizar el ahorro de costes y energía.