La piratería está rayando los discos de nuestro país. España lidera la caída de la industria discográfica en la UE en el año 2014 con pérdidas de 9,1 millones de euros, lo que supone el 8,2% de las ventas totales. En toda Europa, las pérdidas de esta industria se calculan en 170 millones de euros y la caída de las ventas del sector se sitúa en el 5,2%.

Estas son las conclusiones de un estudio de la Oficina de la Propiedad Intelectual de la UE (EUIPO) a través del Observatorio Europeo de las Vulneraciones de los Derechos de la Propiedad Intelectual, ambos con sede en Alicante. Estas agencias han utilizado los datos de la Federación Internacional de la Industria Fonográfica (IFPI). La IFPI representa a empresas de grabación y de licencias de explotación de música de todo el mundo.

Este informe, el séptimo de una serie de análisis sectoriales, se encarga de cuantificar los efectos económicos en la industria discográfica de las falsificaciones en el espacio comunitario europeo. En él, se tienen en cuenta las ventas directas de productos musicales elaborados por la industria discográfica a minoristas o intermediarios. Las ventas de distribuidores musicales, plataformas en línea o minoristas no aparecen reflejadas en este estudio.

Pues bien, los formatos físicos de CD perdieron 57 millones de euros y los digitales 113 millones, es decir, un 2,9% y un 8,8% respectivamente de los ingresos de estos formatos. Antonio Campinos, director ejecutivo de la EUIPO, considera que los resultados de este estudio “se ajustan al consenso generalizado y establecen que la piratería reduce los ingresos de las empresas legítimas tanto en los formatos digitales como en los físicos“.

¿Y qué tal van las ventas?

En España, las ventas ascendieron a 150 millones de euros (el 58 % en formatos físicos y el resto en digitales) y se perdieron 9,1 millones por la piratería (2,6 millones en físicos y 6,4 en digitales). Estos datos reflejan que somos el país de la UE que más sufre las consecuencias de los piratas y de las falsificaciones con pérdidas que suponen el 8,2% de los ingresos de la industria discográfica. 

Además España está lejos de ser uno de los países de la UE con más ventas. La EUIPO sitúa a Alemania y Reino Unido como los acaparadores de más de la mitad de las ventas físicas y digitales de música de la Unión Europea.

¿Y qué es la EUIPO? Se trata de la agencia descentralizada más grande de la UE y su función es gestionar el registro de las marcas, modelos y dibujos de la Unión, proporcionando protección de la propiedad intelectual en los 28 Estados-miembro. Su sede se encuentra en Alicante.