¡Ya tenemos tráiler! La saga de Assassin’s Creed llega al cine con The piece of Eden, un largometraje que estará protagonizado por el omnipresente Michael Fassbender y Marion Cotillard, además de contar con los actores españoles Carlos Bardem y Javier Gutiérrez. 20th Century Fox ya ha confirmado que se estrenará a finales de este año

Callum Lynch (Fassbender) será sometido a la tecnología de recuerdo genético para vivir las aventuras de un antepasado suyo en la agitada época de la Inquisición española. La cinta seguirá la tendencia de los juegos de la franquicia de jugar con el presente y el pasado.

Pero, ¿de dónde viene todo esto de Assassin’s Creed? A continuación vamos a hacer un repaso de los principales juegos de esta serie de Ubisoft, una de las más exitosas y rentables del mundo de los videojuegos que ha vendido más de 73 millones de unidades.

Assasin’s Creed (2007)

La primera entrega de la serie la acción transcurre durante las cruzadas del siglo XII. El conflicto principal viene marcado por la lucha entre dos órdenes enfrentadas entre sí durante cientos de años: los templarios y los Assassins. Los caballeros de la Orden del Temple desean conseguir el “Fruto del Edén”, un arma con la que podrían dominar las mentes de los ciudadanos y doblegar su voluntad.

Por supuesto, los Assassins lucharán por impedirlo. Sus normas son fáciles de recordar: no matar inocentes, no revelar su identidad y no comprometer a la Hermandad. El protagonista de este juego es Altaïr, el mejor asesino de todos los tiempos que sin embargo necesita recuperar su honor y su cargo entre los Assassins. Para ello, tendrá que acabar con nueve objetivos que no se lo pondrán nada fácil.

Assassin’s Creed II (2009)

La segunda entrega de Assassin’s Creed viaja un poco más adelante en el tiempo y nos lleva al Renacimiento. Esta vez el protagonista es Ezio, un joven florentino que verá morir a su padre y a sus dos hermanos a manos de los templarios. Cosas del karma, Ezio acabará convirtiéndose en un Assassin que buscará venganza contra Rodrigo Borgia, al mando de la Orden del Temple.

Assassin’s Creed: La Hermandad (2011)

Assassin’s Creed: Brotherhood (La Hermandad) sigue adelante con las aventuras de Ezio Auditore. Los Borgia seguirán con lo suyo y esta vez consiguen apoderarse del Fruto del Edén. Ezio viaja a Roma para liberar la ciudad y acabar con César Borgia. Pero esta vez no irá solo: el asesino de Florencia irá acompañado de unos cuantos aprendices que le harán el camino más fácil.

Assassin’s Creed: Revelations (2011)

Ahora, un maduro Ezio Auditore con una amplia experiencia y sabiduría se marcha de Roma en busca de los secretos de Altaïr, escondidos en una biblioteca cerrada con cinco llaves. ¿Y quiénes tienen una de esas llaves? Pues los templarios.

La acción de esta entrega de Assassin’s Creed se desarrolla principalmente en Constantinopla, donde Ezio buscará las otras cuatro llaves y se tendrá que enfrentar a un poderoso ejército de los templarios. Casi nada.

Assassin’s Creed III (2012)

Ezio ya estaba un poco mayor y su trilogía llegó a su fin con Assassin’s Creed III. Este videojuego se ambienta en la Guerra de la Independencia de Estados Unidos pero sin perder de vista la lucha entre templarios y asesinos. El nuevo protagonista, Connor, se verá atraído por la orden de los Assassin cuando los colonizadores devasten su pueblo. Para ser un héroe parece imprescindible pasar por una experiencia traumática.

Assassin’s Creed III: Liberation (2012)

Este juego, desarrollado inicialmente para Play Station Vita fue el primero de la serie que contó con una mujer como protagonista. La temible asesina Aveline tendrá que proteger a los suyos en los Estados Unidos de 1765 del intento de las tropas españolas de tomar Louisiana.

Assassin’s Creed IV: Black Flag (2013)

Comienzan a complicarse las tramas. En la época actual, Industrias Abstergo experimenta en materia de industria genética y a través del “Animus”. Con material genético de Desmond Miles, que había participado como sujeto de experimentación en el proyecto Animus, Abstergo envía a un personaje anónimo a revivir los recuerdos de un pirata del siglo XVIII. Se trata de Edward Kenway, el abuelo de Connor (Assassin’s Creed III).

La misión del nuevo protagonista parece ser reunir material para la producción de una película interactiva. Pero pronto descubrirá que Industrias Abstergo busca un arma llamada “Observatorio”, gracias a la cual podrían ver a través de los ojos de cualquier individuo. Además, cómo no, quieren acabar con la Orden de los Asesinos.

Assassin’s Creed: Rogue (2014)

Ambientada en la Guerra de los Siete Años (1756-1763), esta entrega de la serie está protagonizada por Shay Patrick Cormac con un giro de guion muy interesante: traicionado por los Assassins, Cormac une a los templarios para buscar su venganza. Es el último juego basado en la América Colonial.

Assassin’s Creed: Unity (2014)

Ha llegado la Revolución Francesa. Las tramas se complican aún más en la eterna lucha entre asesinos y templarios. Este juego ofrece por primera vez por primera un modo cooperativo para cuatro jugadores. ¿Cuatro asesinos juntos mejor que uno? Pues parece que no: el juego no gustó demasiado y le llovieron las críticas por todas partes.

Assassin’s Creed: Syndicate (2015)

La última entrega de Assassin’s Creed está ambientada en el Londres victoriano de 1868. Tratando de levantar cabeza después del fiasco de Unity, esta entrega eliminó el modo cooperativo e introdujo dos nuevos protagonistas.

Los hermanos Jacob y Evie Frye tendrán que liberar Londres de unos templarios que no se cansan de dar guerra siglo tras siglo. A lo largo de su aventura, otros asesinos se unirán a su causa. A ver quién se enfrenta a un sindicato de encapuchados.