Despedimos una semana con cierta sensación de fracaso. La fallida investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno y las infructuosas reuniones que han tenido lugar hasta el último minuto han empujado a Felipe VI a tomar la decisión de disolver las Cortes y convocar de nuevo a los españoles a las urnas, esta vez para el 26 de junio. La sensación de derrota que transmitía el monarca habla por sí sola.

La pimienta semanal nos ha llegado esta semana –otra más– de la mano del PSOE. Esta vez, a raíz de la espantá de algunos de sus candidatos en las pasadas elecciones del 20 de diciembre. Cosas de la política, ya saben.

Como curiosidad histórica –o filantrópica, si se quiere– nos quedamos con esta portada de El Correo de Andalucía en la que se da cuenta del insólito hallazgo de 19 ánforas de época romana con 600 kilos de monedas de bronce en su interior. Lo que viene siendo una offshore antes de Cristo, vaya.

Y para despedir esta semana no me resisto a ofrecerles la sobrecogedora portada del semanario británico New Statesman, que alerta sobre los ecos del populismo nazi en la política contemporánea. En páginas interiores, un artículo más que interesante sobre ese nuevo fascismo que cada vez toma más cuerpo en países de nuestro entorno. Para hacérselo mirar.