Los socialistas ofrecen un Gobierno con Pedro Sánchez como presidente y ministros independientes, que se sometería a una cuestión de confianza dentro de dos años.

El portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, ha afirmado este martes que su partido acepta 27 de las 30 medidas contenidas en la propuesta de última hora presentada por Compromís para tratar de lograr un acuerdo de gobierno de izquierdas y ha emplazado a Ciudadanos y a Podemos a que se sumen.

Hernando ha expuesto esta postura en una rueda de prensa en el Congreso tras la reunión que el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha mantenido con su equipo negociador para examinar la oferta de Compromís. El portavoz socialista ha asegurado que el pacto que se pueda alcanzar para que Sánchez sea presidente debería contar con el voto a favor de Podemos, sus confluencias, IU, pero también Ciudadanos, -al que Compromís deja fuera-. “Seguimos pensando que el acuerdo tiene que ser plural y que si hay que ir a una segunda investidura, queremos que sea apoyada de forma amplia la candidatura de Sánchez”,  ha asegurado.

Hernando ha fijado esta postura antes de la reunión que Sánchez va a mantener con el Rey en el Palacio de la Zarzuela a las 16.30 horas. Para que el acuerdo pudiera ser viable, el portavoz socialista ha puesto como condiciones que los firmantes se comprometan a apoyar dos Presupuestos Generales del Estado para dar estabilidad al Gobierno y que el Ejecutivo sea del PSOE con independientes.

El PSOE ofrece que Sánchez se someta “voluntariamente” a una cuestión de confianza en junio de 2018. Según Hernando, el grueso del documento planteado por Compromís es “absolutamente compatible” con el acuerdo firmado entre PSOE y Ciudadanos y “no lo desvirtúa en absoluto”.

demás ha justificado la propuesta de hacer un gobierno de socialistas e independientes en “una razón muy sencilla”, la “incompatibilidad” manifestada tanto por Podemos como por Ciudadanos para que miembros del otro partido estén en el Ejecutivo.

Los tres “matices” que el PSOE pone al documento de Compromís se refieren a las medidas contra desahucios -los socialistas no quieren que se acepten de forma concreta las cinco propuestas de la PAH-; a la reforma del artículo 135 de la Constitución -cambia los objetivos de esta reforma- y a derogar la reforma laboral -el PSOE sólo acepta se derogue la del PP, no la suya-.

Podemos tacha de “paripé” la respuesta del PSOE

El secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha tachado de “paripé” la respuesta del PSOE a Compromís -que ha propuesto 30 medidas para tratar de conformar un Gobierno ‘in extremis’- y ha lamentado que los socialistas pretendan lograr un acuerdo de gobierno entre PSOE, Podemos, Compromís e IU, apoyado también por Ciudadanos (C’s).

“La vía de avanzar es clara, es la vía del 161”, ha dicho en declaraciones a Cuatro recogidas por Europa Press, insistiendo en que “el único veto” de Podemos son las políticas del PP, aunque éstas vengan “envueltas en papel naranja”.

El dirigente morado ha criticado que el PSOE haya salido este martes para “decir que sí pero que no” al ‘Acuerdo del Prado’ que ha propuesto Compromís para tratar de conformar un Gobierno ‘in extremis’: “Vuelve a hacer un paripé. No es serio”, ha remachado, para después aseverar que los socialistas han inaugurado la campaña electoral.

Respecto a buscar los culpables de la celebración de nuevas elecciones, Echenique ha rechazado adjudicar culpas porque, a su juicio, los nuevos comicios “están para eso”. En este sentido, cree que no hay que mirar “con reticencia o miedo” la nueva cita electoral.