El buen tiempo está a la vuelta de la esquina, pero antes de untarnos en productos adelgazantes y cremas autobronceadoras conviene mirarse un poco por dentro. Cuidar la alimentación es fundamental para mantener el tipo y lucir una piel sana. Y no es tan difícil conseguirlo.

“Todos vamos a envejecer, pero podemos escoger hacerlo bien, de manera saludable y a su debido momento”, explica Beatriz Larrea, coach nutricional que no cree en las dietas. “Por lo general no funcionan, son restrictivas y a veces deprimentes. Bajar de peso no es el fin sino la consecuencia. La pregunta que deberíamos hacernos es: ¿queremos vernos bien, sentirnos bien y mantener un buen peso durante un mes o para siempre?”. La base del coaching nutricional es ayudarnos a alcanzar nuestras metas en materia de salud, ya sea adelgazar, recuperar la energía, solucionar problemas gastrointestinales, desintoxicar el cuerpo, prevenir enfermedades degenerativas o simplemente conseguir que la piel y el cabello luzcan de maravilla. “Yo ayudo a mis pacientes a ser la mejor versión de ellos mismos”.

El consejo de la experta es empezar ya mismo a introducir superalimentos en nuestra dieta. “Por si solos no nos van a hacer bajar de peso. Hay que introducir alimentos con alto valor nutricional pero también seguir una alimentación equilibrada en hidratos, proteínas y grasas saludables para que el cuerpo deje de tener ‘hambre tóxica’. Los superalimentos nos ayudarán a limpiar el cuerpo y nos proporcionarán los antioxidantes, vitaminas y minerales que el cuerpo necesita para funcionar correctamente”, aconseja Beatriz Larrea. Es un primer paso.

LISTA DE LA COMPRA:

Camu camu: Es el alimento con mayor cantidad de vitamina C del planeta, entre 30 y 60 veces más que una naranja. “Una cucharadita fortalece el sistema inmunológico, sintetiza el colágeno y le da elasticidad a la piel. También es un fuerte antioxidante que aporta minerales, betacaroteno y mucho potasio”, asegura Beatriz.

Té matcha: Acelera el metabolismo y ayuda a quemar calorías, desintoxica el cuerpo de manera efectiva y natural, calma y relaja, mejora el humor y ayuda a la concentración. Aporta vitamina C, selenio, cromo, zinc y magnesio, ayuda a combatir virus y bacterias, y a bajar el colesterol y los niveles de azúcar en sangre. “En cuestión de antioxidantes y valor nutricional, una taza de té matcha equivale a 10 tazas de té verde”. 

Granada: Aporta vitamina C, B1, B2 y potasio, tiene tres veces más antioxidantes que el vino tinto y el té verde, inhibe la síntesis del estrógeno (con lo que contribuye a combatir el cáncer de mama) y disminuye el colesterol y la presión arterial.

Açai: Tiene un nivel altísimo de antioxidantes, es rico en minerales, vitaminas y aminoácidos, contiene ácidos grasos esenciales (omega 3, 6 y 9). 

Cacao: Proporciona más antioxidantes , magnesio, calcio y ayuda en la producción de serotonina. “Además de saber delicioso es el alimento con más antioxidantes del mundo. Podemos añadir polvo de cacao a los batidos o hacer avena de chocolate. En barra con azúcar y leche no es tan recomendable”.