¿Siguen ya la cuenta de Twitter Maldita Hemeroteca ( @mhemeroteca )? Se la recomiendo: Es un magnífico repaso de las contradicciones de unos y otros, con los políticos como víctimas habituales de sus propios desmanes. Muchas veces, la prensa actúa como notario de las incoherencias, pero a veces es el Twitter de los propios políticos, enfrentados a sus propias y contradictorias palabras.

Una de las más divertidas con las que se han topado recientemente tiene que ver con la definición que Pablo Iglesias hace de la palabra “independencia”. En un tuit reciente, festeja la entrevista publicada por nuestros compañeros de Eldiario.es con Noelia Vera, diputada de Podemos por Cádiz. En ella, defiende los valores de transparencia e independencia para una televisión pública como RTVE. 

Tengo mis dudas sobre algunas de las cosas que menciona Vera, como la ridícula apuesta por los medios comunitarios en los tiempos de Youtube. El tercer sector no necesita para nada este tipo de cutreces propias del siglo XX. Y lo dice alguien que se formó en una radio comunitaria. En un mundo desintermediado por la tecnología, me pregunto seriamente para qué hay que dejar un canal de RTVE abierto para transmitir voces que tienen muchas mejores formas de hacerse escuchar. Pero ése es otro debate.

Lo que no me atrevería a debatir es el hecho irrebatible de que Pablo Iglesias no tiene ningún tipo de admiración por el valor de la independencia en un medio público. Porque no lo digo yo. Lo dice él.


Del mismo modo que en su primera propuesta al PSOE no dudó en señalar que haría de su capa un sayo en puestos que deberían estar ocupados por profesionales independientes, Iglesias es de los que piensan que las televisiones deben pertenecer a partidos. Concretamente, el suyo.