Los huevos o huevas de trucha son un rico manjar muy utilizado a día de hoy por la alta cocina. Y como en España estamos versados en eso, Troutlodge, la mayor empresa productora de huevos de trucha del mundo acaba de adquirir la empresa coruñesa Integraqua para hacerse con su tecnología.

Según publica undercurrentnews, Troutlodge ha completado la adquisición de Integraqua Technology. La empresa española de desarrollo de tecnología y maquinaria del sector de la acuicultura se ha integrado en el mayor productor de huevos de trucha embrionados del mundo como parte de una nueva división de la compañía.

Integraqua, fundada a finales de los años 90 y dirigida por Enrique Vega, mantendrá sus sedes de fabricación y oficinas en Santiago de Compostela. Vega se mantendrá en el puesto de director general de la empresa asistiendo a Troutlodge en materia tecnológica. Integraqua pretende aprovechar la adquisición para expandir su red de ventas.

El gigante de los huevos de trucha, con base en las afueras de Seattle, incorpora los conocimientos técnicos de Integraqua en el desarrollo de maquinaria acuícola. Troutlodge está interesada en maquinaria como la Q-sorter, máquina líder de la industria de clasificación de huevos que comercializa Integraqua y que es capaz de contar y ordenar dos millones de huevos por hora. Tom Elliot, director de incubación durante más de 30 años de Troutlodge, admitió que “simplemente no hay nada en el mercado como la Q-sorter”.

Steve Brown, CEO de la empresa estadounidense de huevas, considera fundamental esta adquisición debido a que “la acuicultura y la agricultura están cada vez más mecanizadas y precisan de tecnología más avanzada y eficiente”. Con la tecnología de Integraqua, Troutlodge quiere seguir en la vanguardia del sector a nivel mundial.

Con una trayectoria que viene desde 1945, Troutlodge vende a día de hoy cerca de 500 millones de huevos embrionadas de trucha a unos 60 países al año. A partir de ahora, las huevas de la empresa estadounidense tendrán un poco de sabor español.