Cuando te compras un smartphone de gama alta desembolsas una cantidad importante de dinero, tan importante que, por el mismo precio de un teléfono podrías comprarte un ordenador portátil, pagarte un vuelo de ida y vuelta a Nueva York o comer durante tres días seguidos en el DiverXO de Dabiz Muñoz. Con un gama media esto no pasa.

El MyWigo Magnum 2 Pro es un smartphone de gama media en toda regla, pues cuenta con unas especificaciones aceptables e imprescindibles y su precio no llega a los 200 euros. Podríamos decir que es el terminal perfecto para quien necesita un smartphone y nada más.

Como no hay que “pedirle peras al olmo” a este dispositivo de la compañía española MyWigo no se las vamos a pedir. Resultaría absurdo esperar un cuerpo de aluminio, un diseño espectacular, una cámara capaz de sacar las imágenes más nítidas que jamás hayamos visto o sensores de huella y reconocimiento facial en un terminal cuyos usuarios básicamente lo van a usar para enviar mensajes a través de Whatsapp, realizar búsquedas en internet y consultar las redes sociales.

Primeras impresiones

Llega el momento de sacar el MyWigo Magnum 2 Pro de la caja. Lo sujetas y piensas: “vaya, sí que pesa poco”. Normal, un teléfono sin batería es mucho más ligero. Y no es que este venga sin ella, es solo que cuenta con una batería extraíble que debemos introducir en el terminal antes de comenzar a usarlo.

La carcasa trasera es fácil de retirar para poder insertar tanto la batería como la tarjeta SIM (o tarjetas, ya que este dispositivo es dual SIM) y la tarjeta micro SD.

De tamaño es ideal, y sus 5 pulgadas son más que suficientes. El MyWigo Magnum 2 Pro se adapta perfectamente a la mano y a pesar de que su cuerpo esté fabricado en plástico permite un buen agarre.

Como decíamos, su diseño es bastante simple, aunque observamos que se han preocupado por darle ese puntito diferenciador añadiendo un borde en color plateado sobre el que se sitúan los botones de bloqueo (en el lado derecho) y de volumen (en el lado izquierdo).

Quizás el mayor fallo que podemos observar es la colocación del altavoz, que de por si no es demasiado potente y pierde calidad al estar situado en la parte posterior del dispositivo. Cuando colocamos el teléfono sobre la mesa, esta actúa como un obstáculo, impidiendo que el sonido salga con nitidez.

Cámara

El MyWigo Magnum 2 Pro cuenta con una cámara frontal de 5 Mpx y un trasera de 13 Mpx con flash. Los resultados con luz son más que aceptables, mientras que lo que resulta un verdadero problema es sacar fotografías en situaciones de poca luminosidad, pues a pesar del flash las imágenes no salen demasiado nítidas. Aunque hay que señalar que esto es algo que suele ocurrir con los teléfonos de esta gama media.

Pero más allá de esto lo que si podemos decir es que la cámara principal tiene diferentes modos con los que conseguimos diferentes resultados en nuestras capturas. Para empezar este smartphone cuenta con el ‘modo belleza’ que han popularizado los terminales chinos, un ‘modo panorámico’, un ‘modo vista multiángulo’, un ‘modo de fotografía en directo’  que guarda los momentos previos a la toma de la imagen y un ‘modo seguimiento de movimiento’. Además, si bien tenemos teléfonos que capturan sonrisas, en este caso nos encontramos con que el terminal de MyWigo lo que captura son signos de victoria.

La cámara frontal tampoco sale demasiado bien parada cuando hay poca luz, pero seguro que no hay demasiada gente a la que realmente le importe salir perfectamente nítida e identificable en un selfie a las doce de la noche.

Batería

Si hacerse ‘autofotos’, como se decía antes, no es algo que preocupe a todo el mundo, lo de tener una buena batería sí. Hoy en día queremos que nuestros smartphones duren y duren y duren, porque ir con el cargador de un lado para otro buscando desesperadamente un lugar donde poder conectarlo es algo verdaderamente incómodo.

Con el MyWigo Magnum 2 Pro, cuya batería es de 2.500 mAh, lo normal es que podamos pasar el día sin problema, aunque sin hacer un uso demasiado intensivo del dispositivo. Pero aquí volvemos a lo del principio, este smartphone está pensando para un usuario de a pie, que va a hacer un uso básico del terminal, pues si lo que necesitamos es estar consultando correos constantemente, descargando y enviando archivos, o somos unos adictos a los videojuegos, no vamos a tener más remedio que ir con el cargador a todas partes o con una batería de más (esta es la ventaja que tienen las baterías extraíbles, que pueden reemplazarse por otra en caso de que ésta se agote o se estropee).

Otras características a destacar

No nos podemos olvidar de destacar que el MyWigo Magnum 2 Pro puede utilizarse con dos tarjetas SIM y que utiliza Android Lolllipop como sistema operativo.

El dispositivo está a la venta por 159,90 euros y se encuentra disponible en los colores blanco y negro. Además, incluye un cristal templado que protege la pantalla.

Y antes de dejaros con la tabla de especificaciones decir que el cable USB del cargador es plano, todo un detalle para evitar que se enrede.

Características del MyWigo Magnum 2 Pro
  • Dimensiones: 142,7 x 77 x 8,3 mm
  • Peso: 112,5 gramos
  • Pantalla: 5 pulgadas con resolución 720 x 1280
  • Sistema Operativo: Android Lollipop 5.1
  • Procesador: MTK6735; Quad Core 1GHz de 64 Bits
  • RAM: 2 GB
  • Memoria interna: 16 GB (ampliable con microSD)
  • Batería: 2.500 mAh
  • SIM: dual SIM
  • Cámara: trasera de 13 MP y delantera de 5 MP
  • Conectividad: wifi, 4G y bluetooth versión 4.0
  • Colores: Blanco y negro
  • Precio: 159,90 euros