El histórico grupo español de distribución El Corte Inglés tiene en su agenda un plan de desinversiones en activos no estratégicos muy ambicioso. La compañía quiere vender 200 pequeños locales y terrenos que ha ido acumulando en España, una porción “marginal” sobre el total de sus bienes inmuebles.

Es lo que ha explicado el director de comunicación de la empresa, Diego Copado, quien ha resaltado la escasa relevancia de este paquete de locales, pequeños edificios y terrenos frente al conjunto de sus activos inmobiliarios, que asciende a 18.000 millones de euros.

Por lo tanto, estaríamos hablando de en torno a un 5,5% de su cartera, un conjunto que no incluiría los buques insignia sino algunos activos “no estratégicos” que están “dispersos” por toda España, ha reiterado Copado durante la presentación del 75 aniversario de la fundación de la empresa.

Se trata de un plan de “rotación” de sus activos, enmarcado en una serie de decisiones para “hacer más atractivo” el balance de El Corte Inglés.

Las ventas se van a limitar a activos no estratégicos que están dispersos por España

En un encuentro con periodistas, el director de comunicación de la compañía también ha abordado otros asuntos de actualidad. Copado ha anunciado que las cuentas anuales de la compañía presentarán aumentos en sus cifras de ingresos y de beneficios, mientras que la venta por internet crecerá “a doble dígito”.

Asimismo, el directivo ha destacado que la compañía ha sido “pionera” en el despliegue de un sistema de reparto capaz de entregar productos en 2 horas.

En cuanto a su salida al extranjero, Copado ha explicado que la expansión internacional de El Corte Inglés a otros mercados no se va a completar “en el corto plazo”, un periodo que la ortodoxia económica sitúa por debajo de un año.

Sobre su plan de bajas incentivadas pactado con los sindicatos, con el que busca una reducción de plantilla en la franja de más edad, Copado ha aclarado que la intención del grupo es sustituir estos puestos de trabajo por otros “perfiles nuevos”, más relacionados con otras formas de venta, entre ellas las electrónicas. “La actividad comercial está en constante evolución”, ha resumido.

Con respecto a la situación política actual, Diego Copado ha mostrado su “confianza” en el sistema político, en los partidos y en la sociedad española. “Todo saldrá estupendamente bien y se tomarán las decisiones correctas”.

Celebración

El ejecutivo ha realizado estas declaraciones durante la presentación de las acciones con las que El Corte Inglés va a celebrar el 75 aniversario de la fundación de la compañía. Entre las iniciativas que va a llevar a cabo, la empresa va a redecorar sus establecimientos, va a abrir una exposición que abordará su historia y va a organizar una feria de alimentación.

La campaña que desarrollará a partir de mañana se centrará en la evolución paralela que han experimentado la marca y los consumidores a lo largo de los últimos 75 años.

En la celebración de este aniversario van a compartir su protagonismo con el de algunas de las marcas que les han acompañado en su trayectoria en el mercado español. En total, 90 firmas colaborarán en los actos conmemorativos, algunas de ellas con productos desarrollados ad hoc.

También tendrá un espacio prominente la figura del anterior presidente y sobrino del fundador de El Corte Inglés, Isidoro Álvarez, que falleció hace menos de dos años.