Hubo un día en que los teléfonos de marcas chinas llegaron a España. Lo hicieron para quedarse y plantarle cara a los mismísimos Samsung y Apple. Ahora es Intex, una compañía india la que se está preparando para traer sus smartphones a nuestro país.

Intex hizo su aparición en España en diciembre del pasado año de la mano de Media Markt y el iRist, un smartwatch nada elegante y algo aparatoso, del que sin embargo se vendieron unas 7.000 unidades en nuestro país.

Será en abril cuando volvamos a ver a Intex de la mano de otro wearable, la pulsera de salud y actividad física FitRist. Este será el paso previo que de la marca antes de introducirse en el mercado de los smartphones en España.

La competencia está más que servida. Por un lado tenemos a las grandes y consolidadas compañías que apuestan sobre todo por la gama altas, por el otro a las gamas medias y bajas donde la lucha es más que evidente de la mano de las marcas españolas y chinas. A este panorama cabe sumar la llegada de Intex, ante la que cabe preguntarse si de verdad sigue habiendo sitio para nuevas marcas en el mercado.

Por ahora se desconoce con que precios llegará Intex a España, pero seguramente sean muy ajustados. Lo que si podemos avanzar es que sus terminales estarán preparados para la tecnología 4G, aunque mirando su página web nos encontramos con que los smartphones no van más allá de Android 5.1 Lollipop, un pequeño detalle que les hace quedar algo por debajo de sus rivales.