La ministra de Empleo y Seguridad Social en funciones, Fátima Báñez, ha alertado de las consecuencias negativas que tiene en el mercado laboral la inestabilidad política actual y la falta de planes de gobierno factibles.

“La incertidumbre es el peor enemigo del empleo. Por tanto, cuanto antes tiene que haber en España un Gobierno estable, un Gobierno que genere confianza  y un Gobierno que siga el camino de las reformas que han traído a este país la recuperación, sobre todo en empleo”, ha afirmado Báñez.

Para el Ejecutivo en funciones, ha indicado, el trabajo ha sido la “gran prioridad nacional”, pero “dos meses de incertidumbre pueden parar ese ritmo de creación de empleo”, según Báñez. Por ello, lo más importante para la titular de la cartera laboral es construir “cuanto antes” un Gobierno estable.

“Lo importante para el empleo es que haya certidumbre, confianza, gobiernos estables que sigan con las reformas para que España siga creando intensamente empleo”, ha reiterado.

La ministra también se ha referido a los recelos que despierta la situación política actual en la actividad económica. En su opinión, las empresas están manifestando que “hay menos confianza” y que se están perdiendo “proyectos de inversión”.

La ministra ha repetido el mensaje de que España es el país que más crece de la Eurozona y ha apelado al continuismo en las políticas económicas que han generado esta tendencia positiva.

El país “vive una recuperación gracias al compromiso de toda la sociedad”, según Fátima Báñez, quien ha criticado que se pueda “deshacer el camino andado”.

La ministra ha hecho estas declaraciones durante un acto en el que ha participado junto al presidente de Telefónica, César Alierta. Ambos se han referido al avance de los programas de lanzaderas de empleo para jóvenes en el que participa la Fundación Telefónica.