Ver la televisión y comentar la jugada, o las expulsiones de ‘Gran Hermano’, se han convertido en algo cotidiano. La segunda pantalla, lo denominan. Por eso Telefónica quiere subirse al carro y hacer que sea a través de su plataforma donde los telespectadores conversen.

En el marco del Mobile World Congress de Barcelona, Telefónica ha presentado una iniciativa pionera y única en el mundo de la televisión para integrar una propuesta de vídeo con carácter social e interactivo. Así surge ‘TV Social’, que será la solución que el operador azul disponga para que los usuarios puedan interactuar con otras personas directamente en la pantalla del televisior.

Con la televisión social de Telefónica en Movistar+, el usuario podrá comentar, debatir o hablar con amigos mientras se produce cualquier programa en directo mediante un sistema de multiconferencia y chat simultáneo. Todo ello supone un paso más en la interactividad de la televisión como proyecto de innovación. Esto implica para el cliente algo más que tuitear en directo, o mandar mensajes por WhatsApp.

Lógicamente, esta ‘TV Social’ estará centrada en eventos que transcurran en directo, y sobre todo quiere centrarse en el público más joven, que al final son quienes mueven grandes contenidos en las plataformas sociales.

Los requerimientos técnicos de la TV Social son muy básico: se necesita una cámara integrada con micrófono, para disfrutarlo en la televisión, o un dispositivo móvil que permitirá esta interactividad con todos los contenidos disponibles en Movistar+.

Nuevos mercados

Además, Telefónica va a lanzar a lo largo de 2016 servicios de vídeo en siete nuevos países latinoamericanos, Ecuador, Uruguay, Panamá, Costa Rica, El Salvador, Guatemala y Nicaragua.
  En la actualidad, Telefónica cuenta con 4,5 millones de clientes de TV de pago en América Latina, donde ofrece servicios de TV y/o vídeo bajo demanda en Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Perú y Venezuela, a través de diferentes plataformas tecnológicas.

Con los nuevos lanzamientos, anunciados en el marco del Mobile World Congress (MWC) que arrancó hoy en Barcelona, y la inversión en contenidos diferenciales, Telefónica aspira a consolidar su liderazgo en la región en la oferta de contenidos HD, mercado en el que registró un crecimiento del 140% en 2015.

Además, se marca como objetivos aumentar su propuesta de servicios OTT multipantalla con contenidos de calidad e impulsar el desarrollo de servicios híbridos que permitan a los usuarios disfrutar del mejor contenido ya sea a través de canales lineales o bajo demanda.