Deadpool , que se presentó con el sobrenombre de Masacre en la primera traducción castellana de los comics, está batiendo varios récords en EEUU.

El film que protagoniza Ryan Reynolds (en la que realmente es su segunda interpretación del personaje, ya llegaremos ahí), se ha encaramado como el mejor estreno de la historia de EEUU en febrero, el mejor en invierno, el mejor en el puente en el que se estrenó y, si sigue como hasta ahora, será el mejor estreno para mayores de 18 años y una de las películas de superhéroes más taquilleras de todos los tiempos.

1) Los antihéroes funcionan

Si pensamos en tres de las películas de superhéroes más interesantes de los últimos tiempos tenemos a Guardianes de la Galaxia, al Hombre Hormiga y a Lobezno. El mercenario bocazas creado por Fabian Nicieza y Rob Liefeld siempre ha tenido gran predicamento entre los fans de los superhéroes. Era cuestión de tiempo que alguien lo llevase a la pantalla con gracia.

2) Nadie quería hacerla, pero todos queríamos verla

El primer Deadpool era un asco de villano en la peor película de Lobezno. Con esos antecedentes, no era raro que Fox intentase evitarla. Sin embargo, se filtró una escena de prueba de la película que despertó un entusiasmo inusitado entre los fans y ¡el resto es historia! Las mejores historias de triunfo son las que están protagonizadas por perdedores. ¡Hola, me llamo Piscina de la Muerta!

3) Meta superhéroe

Una película en la que el superhéroe, encarnado por un actor, se queja del uniforme que al mismo actor le pusieron en otra película de otro estudio. “Si me hacéis un traje de superhéroe que no sea verde ¡Ni animado!”. Genio y figura. 

4) Protagonista comprometido

Ryan Reynolds lo ha dado TODO por Deadpool. Nunca se ha visto un actor más comprometido con una película, y eso se nota en cada momento de la promoción y más allá.

5) El personaje cumple 25 años

Cierto, no es en sí mismo un motivo para triunfar, pero está claro que Wade Wilson se merecía un regalito.

6) Los mejores trailers

Deadpool estuvo con nosotros en Navidad y en Halloween. No han dudado en realizar todos los materiales promocionales que han necesitado. Y todos han sido descacharrantes.

7) Deadpool hasta en la sopa

El videojuego para móviles y tablets de Marvel ‘Contest of Champions’ lleva semanas con una campaña especial de Deadpool. Hemos llegado a ver a Betty White promocionando la cosa. 

8) La gente quiere tacos y muertes

Es una película clasificada R (no autorizada para menores de 18 años) en un sector en el que a ningún estudio se le ocurriría hacer algo así. Hay que aplaudir el compromiso de Fox con un personaje que, definitivamente, NO es para todos los públicos.

9) La mejor campaña de publicidad

El otro día llegó a mi Whatsapp el siguiente jeroglífico: L Dead ‘poo’ L.

Ingenioso, pero no es cosa de un listillo. Es cosa del estudio. Si eso no es conectar con nuevo público, entonces nada lo es.

Como se estrenaba el día de San Valentín, el equipo de marketing de la película desarrolló un montón de material promocional aprovechando cada pedacito mínimamente romántico de la película para que los espectadores tuviesen una manera de “engañar” a sus parejas en tan señalada fecha.

“El amor nunca muere”. Y la diversión, tampoco.