Mundosenior trata de desmarcarse de los problemas que generan los retrasos en el concurso del programa y dice que ha ya cerrado la comercialización del 96% de sus 750.000 plazas en la costa peninsular y en el interior.

El retraso de más de dos meses con que arrancaron los viajes del Imserso están provocando más de un problema. Los varios recursos contra las resoluciones del Gobierno atrasaron el arranque el programa y algunos hoteleros de Canarias, que disfrutan un auténtico boom del llegadas de turistas extranjeros en esta temporada alta, han vendido a los touroperadores extranjeros parte de las plazas que en principio estaban reservadas para el Imserso.

Y Mundiplan -la unión de Iberia, Alsa, Gowaii e IAG7, que gestiona los viajes a las islas- se ha visto obligada a cancelar algunos viajes por la falta de camas y ha desviado a los pensionistas a otras islas en Canarias o a Baleares.

Y ante las informaciones que apuntaban a una eventual falta de plazas en Murcia (porque los retrasos han empujado a algunos hoteles a echar el cierre en invierno), Mundosenior -la unión de Globalia y Barceló- sale al paso y asegura haber vendido ya el 96% de las más de 750.000 plazas que gestiona este año en el programa del Imserso, tras adjudicarse los lotes de los viajes a las costas y el interior peninsulares.

“La fecha tardía de adjudicación solo afectó a los viajes cuyas salidas estaban previstas para el mes de octubre, que lógicamente no pudieron ponerse a la venta”, subraya la unión de Globalia y Barceló en un comunicado. “No obstante, una vez iniciada la venta, sea en la fecha que sea, nada puede afectar a los viajes programados y vendidos, pues los pliegos exigían que se acreditara las plazas hoteleras disponibles para cada fecha”, apunta Mundosenior, que aprovecha para lanzar una pulla: “Con independencia de cuándo se pongan a la venta, se debe disponer de todas las plazas previstas en los hoteles designados, según los contratos que cada adjudicatario presentó”.