‘Ya es el año nuevo chino en el Corte Inglés’ o al menos, en sus establecimientos de Diagonal (Barcelona) y Castellana (Madrid), donde se ha dado este lunes el pistoletazo de salida al Año del Mono, que empieza el viernes, con un acto en el que ha participado el Embajador de China en España y en el que se ha ensalzado la importancia para el negocio de los turistas de esta nacionalidad, que ya suponen el 50% de ventas a extranjeros en este centro comercial.

Según ha explicado el consejero de El Corte Inglés, Juan Hermoso, en el centro de Castellana la perspectiva es “mejorar incluso las cifras” de clientes de nacionalidad china tanto por “las importantes políticas de promoción” de la compañía en aquel país, como por la próxima apertura de vuelos directos desde Madrid a Shangai y Hong Kong, que van acompañados de más flexibilidad en los visados.

“Ha sido imprescindible su ayuda en todo este proceso”, ha dicho Hermoso al embajador chino Lyu Fan frente al almendro que se ha instalado en la primera planta del centro comercial y donde los asistentes han podido depositar sus deseos en las tradicionales cintas rojas. Hasta el 28 de febrero también los clientes podrán hacerlo en urnas situadas ad hoc.

Es un paso más en toda una serie de esfuerzos que, como ha explicado el responsable de Marketing Internacional y Turismo de El Corte Inglés, Javier Fernández Andrino, se vienen realizando para atraer al perfil chino, que describe como “el viajero más rentable” y como un “excelente cliente”.

El viajero chino tiene un circuito, se aloja en hoteles, visita los sitios típicos, acude a teatros y a espectáculos. Desde que ponen un pie en España están generando ingresos“, afirma Fernández Andrino. En moda apuestan por marcas de lujo y en gastronomía, por “vino, aceite de oliva y jamón”, conforme ha añadido.

Adaptación a un cliente que gana peso

Según ha señalado, la clientela china comenzó a ganar peso entre los compradores extranjeros de Castellana “hace unos cuatro años”, cuando culminó la reconfiguración del centro como un espacio de marcas de lujo. Los clientes chinos encuentran personal que habla su idioma en todos esos espacios, entre otras atenciones, como que se les regale el 10% de todas sus compras.

“Lo que hemos hecho ha sido entenderlo, contratar equipo especializado para que vengan a España a comprar. Hemos sufrido una adaptación constante y seguimos en ello cada día. Es una clientela que conoce otras tiendas del mundo y que nos exige”, ha comentado el responsable de Marketing Internacional.

En este sentido, cuatro blogeros de moda con miles de followers en las redes sociales chinas que han asistido a la inauguración del Año del Mono en Madrid explicaban a los medios las ventajas del formato centro comercial/multimarca para el cliente chino, que tras horas de viaje y teniendo mucho que visitar, “no tiene tiempo de ir de tienda en tienda” y prefiere encontrar “todo lo que desea en 360 grados”, no sólo moda, también gastronomía.

La celebración del Año del Mono se prolongará todo el mes de febrero, durante el que los centros de Diagonal y Castellana mantendrán instalado un árbol de los deseos y ofrecerán degustaciones en sus espacios gourmet tanto de productos asiáticos como nacionales. Además, los centros de Serrano, Preciados y Serrano 52 Man (Madrid), Plaza de Cataluña (Barcelona) y Lisboa (Portugal) estarán decorados con motivos del año nuevo chino, como las flores de almendro o el color rojo.