La irrupción de las redes sociales en la vida diaria de millones de personas ha dado lugar a un cambio radical en la forma en que estas se comunican e informan.

Este gran aumento de usuarios en redes sociales nos lleva a analizar el panorama y tendencias que les deparará el futuro.

  1. Crecimiento de Redes Sociales anónimas

Durante los últimos años hemos visto la gran necesidad de compartir cada momento de intimidad en redes sociales con una comunidad cada vez más grande y a veces desconocida, pero últimamente la preocupación por mantener el anonimato y preservar la privacidad al navegar va en aumento.

Por ello, han proliferado un alto número de redes sociales anónimas y de contenido desechable, un ejemplo de estas son Snapchat, Whisper, Secret o Somebody, que evitan que el usuario o sus conversaciones dejen algún registro.

La mayoría de los expertos coinciden en el hecho de que estas nuevas plataformas siguen siendo sociales, pero sin que los usuarios tengan que preocuparse por la asociación de las publicaciones con su nombre.

  1. Redes sociales en nichos

Tras el éxito de las grandes redes sociales en los últimos años (Facebook, Twitter, Instagram…), los usuarios prefieren cada vez más conectarse con personas con sus mismos intereses o aficiones en las llamadas redes en nichos.

Así, Facebook, Twitter y similares podrían perder fuerza para dar paso a estas microcomunidades.

Redes como Kerboodle, dirigida a quienes aman ir de compras; Foodie, comunidad que busca la universalización de las recetas o Moterus para los amantes de las motos, lo demuestran.

  1. Redes sociales y realidad virtual

El cambio definitivo para el futuro de las redes sociales está en la realidad virtual.

Años después del lanzamiento de Second Life, red en la que los participantes se comunican con un avatar a través de un mundo virtual, la misma empresa crea Sansar, una comunidad virtual con tecnología de realidad aumentada.

Esta plataforma aplicará la máscara de realidad virtual Oculus Rift DK2.

Esta herramienta de realidad virtual ya fue adquirida en 2014 por Facebook, cuyo fundador asegura que las prendas de vestir que incorporan dispositivos tecnológicos son el futuro de las redes sociales, permitiendo así traspasar la barrera de la separación física.

Así mismo, se desarrollaran dispositivos que repliquen los cambios de expresión facial en este mundo virtual.

  1. El video será el rey

En el próximo año las tendencias en redes sociales apuntan a la capacidad de retransmitir en directo desde cualquier dispositivo y chatear y comentar simultáneamente esta retransmisión.

Además, el video representará la mayor parte del tráfico de internet en el mundo.

Redes sociales como Facebook y Twitter introducen cada vez más características para mejorar el consumo de video, hasta el punto de que Facebook ya se consolida como el nuevo “YouTube”.

  1. Botón de compra

Las redes sociales están desarrollando una nueva característica de comercio electrónico muy interesante para los usuarios, con la implantación del botón comprar.

Pinterest e Instagram son las últimas en añadir un botón de compra en sus aplicaciones móviles, convirtiéndose en los escaparates virtuales perfectos para captar la atención de los usuarios.

Con esta nueva característica, las redes sociales se convierten en competidores para el mundo del ecommerce, facilitando el proceso de compra de forma que se pueden adquirir los productos con un solo clic sin abandonar la plataforma en la que se encuentran.