Los últimos doce meses no solo han estado marcados por la intensa actividad electoral y el convulso revolcón al sistema de partidos tradicional. También han sido prolijos en literatura política, con una decena de obras especialmente destacadas que recopilamos a continuación.

El año que acaba ha sido políticamente el más intenso desde la Transición. Cuatro procesos electorales consecutivos, todos los parlamentos renovados menos el vasco y el gallego -que lo harán en 2016- y, como consecuencia de ello, un sistema de partidos completamente distinto al tradicional. Nuevas formaciones, nuevos líderes, mucha incertidumbre… Y cuantiosa literatura política. Los últimos doce meses han estado plagados de retrospectivas, biografías y análisis sobre todo esto, destacando un puñado de obras especialmente valiosas.

1. Aragón es nuestro Ohio. Así votan los españoles. La radiografía electoral de España publicada por el equipo de politólogos Piedras de Papel es una herramienta imprescindible para comprender el comportamiento de la sociedad desde la llegada de la democracia. Qué motiva a la ciudadanía para meter una papeleta u otra en la urna, cuál es su grado de conocimiento del sistema político-administrativo o cómo influyen eventuales subidas del paro en el voto son algunas de las cosas que aprenderás si abordas esta obra, muy pertinente para la yincana de comicios que ha sido el 2015 y siempre para iniciarse en sociología electoral española.

2. La granja humana. Fábulas para el siglo XXI. La ópera prima de Jorge Bustos, columnista y reportero de El Mundo, fue una de las revelaciones del primer semestre del año. Cincuenta y ocho fábulas clásicas, de Esopo a Monterroso pasando por Calderón, son rescatadas por el autor para explicar la coyuntura actual. Bustos aplica las añejas enseñanzas al comportamiento de Merkel o Rajoy, sin perder nunca la fina ironía que caracteriza su prosa y dejando siempre impregnada la sensación de que todo ha sucedido antes. “La mayor calidad literaria que en estos momentos existe en el periodismo español”, dijo Ruiz-Gallardón sobre esta pluma el día que presentó su obra. Ni nos atrevemos ni encontramos razones para rebatirlo después de leer un libro original, instructivo y deliciosamente bien escrito.

Gallardón y Pombo presentaron el libro de Bustos. | Chema Barroso

3. El Establishment. La casta al desnudo. Owen Jones es uno de los referentes de moda de la izquierda sociológica. El joven escritor británico (31 años) se hizo célebre por su denuncia de la “demonización de la clase obrera” en un libro con ese mismo título y en 2014 volvió a los escaparates con un compendio de argumentos contra las élites dirigentes, publicado en castellano este año. Sus ideas son reivindicadas en España por Podemos, partido que en 2015 ha vivido su eclosión definitiva y que fichó a Jones para su campaña de diciembre. El Establishment es uno de los ensayos clave para entender un discurso que en España ya seduce al 20% del electorado y que en Gran Bretaña ha llevado a Jeremy Corbyn a la cúspide del Partido Laborista.

4. Alternativa naranja. Ciudadanos a la conquista de España. El crecimiento del partido de Albert Rivera -que en doce meses ha multiplicado por cinco su apoyo electoral- ha propiciado la aparición de numerosas obras y biografías que quieren explicar el fenómeno, algo que también ha ocurrido con Podemos. Alternativa naranja es una de las que con más rigor y asepsia contextualizan los acontecimientos, vividos en primera persona por sus autores, dos de los periodistas que llevan siguiendo a Rivera desde hace una década: Iñaki Ellakuria y José María Albert de Paco.

5. Los votantes de Podemos: del partido de los indignados al partido de los excluidos. La obra del politólogo José Fernández-Albertos sobre la evolución socioelectoral de la formación morada arrojó luz en un momento en que parecía que se deshinchaba, tras la explosión demoscópica del invierno pasado. La teoría de Albertos es que Podemos fue impulsado por un nicho de la sociedad enfadada pero con recursos, informada, preparada, que se solidarizaba con los más damnificados por la crisis y/o había visto frustradas en parte sus expectativas. Luego, el proyecto de Iglesias fue pescando apoyos de esos “excluidos” a los que aspiraba a defender y representar. Podrán discutirse algunos de sus postulados pero será imposible leer la obra y no aprender mucho de politología, de sociología y de Podemos, partido que todavía no ha explorado su techo electoral.

6. Las cuentas y los cuentos de la independencia. Josep Borrell fue uno de los protagonistas de la campaña y precampaña catalana con la publicación de este libro técnico, exhaustivo, necesario. El exministro se tomó la molestia de recoger, junto a Joan Llorach, los datos que a menudo blande el independentismo catalán para justificar sus posturas, yendo a las fuentes originales y comprobando la manipulación, cuando no el falseamiento, que se hacen de los mismos. No parece que en política la emoción deje mucho hueco a la razón, pero no por ello deben dejar de darse ciertas batallas. El compromiso intelectual de Borrell, retirado de la primera línea desde hace años, merece el reconocimiento público.

7. Juan Carlos I. El hombre que pudo reinar. La abdicación del Rey Juan Carlos, en junio de 2014, ha sido uno de los acontecimientos más importantes y trascendentes de las últimas décadas en la democracia española. Un año después de ocurrido, Fernando Ónega revisa la figura del Monarca que pilotó la Transición junto a Suárez y Fernández-Miranda. Pocos como Ónega manejan tan buena información sobre las bambalinas de Zarzuela, compartida en esta obra a medio camino entre la biografía, el ensayo histórico y el ensayo político.

8. La corte de Felipe VI. Y si pertinente es el repaso al reinado concluido, no lo es menos la disección de la nueva Monarquía realizada por Daniel Forcada y Alberto Lardiés. El libro de estos periodistas se adentra en el opaco mundo de Zarzuela, radiografía el entorno de los nuevos Reyes y explica cómo se puso en marcha la maquinaria del Estado para superar sin estridencias el relevo en la Corona.

9. El factor Churchill. Como no todo podía ser actualidad nacional, dos biografías de mandatarios extranjeros se nos antojan imprescindibles en esta recopilación. La de Winston Churchill escrita por el alcalde de Londres, Boris Johnson, para el 50 aniversario de su muerte ha sido un éxito de crítica y público incontrovertible. Uno de los must que nos deja el 2015, pese a la mucha literatura que ya había surgido de la figura de este político clave del siglo XX.

10. Mújica. Una biografía inspiradora. Y la otra es la del expresidente de Uruguay, uno de los mitos contemporáneos de la izquierda mundial, que abandonó el poder en marzo. La obra de Allan Percy repasa la vida de este exgobernante, coherente con su discurso político hasta las últimas consecuencias. “Vivía con muy poco, decía lo que pensaba y se expresaba más como un filósofo que como un exguerrillero reconvertido en político”, escribe Percy en un texto que se devora solo.