El PP es el partido que más conversación ha generado en la plataforma desde el 1 de octubre, con PSOE, Podemos y Ciudadanos igualados entre el segundo y el cuarto puesto. Los ‘hashtags’ de Ferraz han sido los más exitosos, seguidos de los de Génova. Rivera es el líder más mencionado e Iglesias el que más seguidores suma en las últimas semanas.

Es la red social más politizada, los jóvenes la emplean en masa para informarse y alberga por igual debates de todas las ideologías, reflejando un sistema de partidos similar al que las encuestas dibujan ante el 20-D. Son las conclusiones de los datos internos de Twitter, “la plataforma de referencia para la conversación y el debate político”, según presume la propia red en el documento donde recoge esos guarismos, difundidos este jueves.

Un 82% de sus usuarios asegura que votará el domingo, porcentaje similar al que dice utilizar su cuenta para informarse sobre las elecciones generales. Además, el PP ‘gana’ los comicios de Twitter con 5,6 millones de mensajes en el ránking de conversación generada en torno a él. PSOE (3,99 millones), Podemos (3,89) y Ciudadanos (3,7) rivalizan por el segundo puesto. Por supuesto, esos comentarios pueden ser positivos o negativos, pero lo cierto es que en anteriores ocasiones en que la red social recopiló estos mismos datos los resultados fueron similares a los del escrutinio de las urnas.

La red ya ‘predijo’ el resultado de las andaluzas y de las municipales de Madrid y Barcelona

“Sabíamos que era la red cuyos usuarios más interés tienen en la política, pero queríamos ir más allá de los datos cuantitativos e identificar el peso de cada partido en la conversación”, explica Alfonso Calatrava, responsable de investigación de Twitter en España. Para ello, llegaron a un acuerdo con la Universidad Carlos III y a lo largo del año han analizado al alimón los impactos generados en torno a las elecciones andaluzas de marzo, las autonómicas y municipales de Madrid de mayo y las locales de Barcelona en esa misma fecha. El corolario es que “el reparto del volumen de conversación generada por los distintos partidos es bastante representativo de la relevancia real que tienen” y que luego se refleja en las urnas.

“Eso no quiere decir que nosotros podamos predecir el resultado de las elecciones”, matiza Calatrava, “pero sí podemos concluir que el peso de la conversación está bien distribuido, que la gente no habla de otros partidos sino de los que realmente tienen o tendrán peso político y además en una dimensión similar a la que tendrán tras las elecciones”.

Datos similares a las encuestas

Los datos de esta campaña y precampaña no difieren mucho de la estimación de voto que reflejan las encuestas. Todos los sondeos vaticinan que el PP ganará las elecciones con cierta distancia sobre el resto, con el PSOE y los partidos emergentes disputándose la segunda plaza. El escenario es idéntico al de las conversaciones tuiteras, antes desgranadas.

Entrando más al detalle, se observa que el equipo de redes de Ferraz ha sido el más efectivo a la hora de mover sus hashtags. Hasta 614.116 tuits se han registrado con alguna de las etiquetas difundidas por los socialistas en esta campaña: #VotaPSOE, #PSOE, #PedroPresidente, #GanaPedroGanasTú y #OrgulloSocialista. Los populares tienen que conformarse en este caso con la medalla de plata, al sumar 597.150 mensajes en torno a #VotaEnSerio, #EspañaEnSerio, #VotaPP, #PartidoPopular y #YoVotoPP. Lejos quedan Podemos -#PodemosRemontada o #GanarElFuturo acumulan 464.451 tuits- y Ciudadanos -#AlbertPresidente o #VotaConIlusión apenas superan los 353.000-. Unidad Popular-Izquierda Unida aparece muy descolgada, con 176.185 mensajes en torno a #GarzónArrasa o #VotaGarzónPrimo, lo mismo que UPYD (145.451).

Los debates electorales han sido los eventos político más comentados en Twitter

En cuanto a los hitos de conversación en este periodo electoral, Twitter destaca las etiquetas que vertebraron los comentarios sobre los pricipales debates. El cara a cara de Iglesias y Rivera en Salvados, el denominado #DebateEn140 que la propia red social organizó el 26 de noviembre, la confrontación a tres bandas de El País, el debate a cuatro de Atresmedia y el duelo Rajoy-Sánchez de este lunes han sido los acontecimientos que más reacciones han generado. Los datos están actualizados a día de ayer.

En el apartado de las meciones directas, son los emergentes quienes se imponen. El líder de Ciudadanos es el más citado de todos (904.878 veces), seguido de Pedro Sánchez (900.735), Iglesias (849.310) y Rajoy (822.575). Alberto Garzón, candidato de UP-IU, es quinto a mucha distancia del resto (490.655) y el cabeza de lista de UPYD, Andrés Herzog, aparece a un mundo de distancia (183.675). Por partidos, Podemos recibe más menciones que nadie (1,26 millones), con Ciudadanos a la zaga (1,23) y por cierta distancia sobre PP (1,08) y PSOE (1,01).

El estudio de Twitter recoge también los tuits de cada formación que más se han visto desde el 4 de diciembre. Son los siguientes:

Por último, la red social ha recopilado el aumento de seguidores registrado en las dos últimas semanas por los principales candidatos. Aquí es Iglesias el primero (57.094 nuevos followers), seguido de Garzón (31.547), Rivera (30.464), Rajoy (26.014), Sánchez (19.837) y Herzog (1.768). Respecto a las cuentas oficiales de los partidos, la clasificación es similar: Podemos (38.777 seguidores más), IU (21.765), PP (17.823), C’s (17.646), PSOE (14.691) y UPYD (7.723).

Fuera del debate partidista, son interesantes los datos que se arrojan sobre los jóvenes españoles, la gran mayoría de los cuales “está utilizando Twitter para informarse y expresarse sobre sus ideas políticas”. Como recuerda el informe de la plataforma, el 20-D habrá más de un millón de nuevos votantes, un nicho importante para la reñida batalla que disputan PP, PSOE, Ciudadanos y Podemos.

El 50% de los usuarios de la red social que tiene entre 18 y 24 años no ha decidido aún a quién votará. Un porcentaje idéntico consulta tuits relacionados con la política. El 44% cree que que la red le proporciona información de interés sobre las fuerzas y candidatos que se presentan. Los guarismos hablan por sí solos, como concluye el informe: “los políticos interesados en captar el voto joven tienen en Twitter una oportunidad de influir en la decisión del voto y de escuchar a los votantes, ya que saben que ocho de cada diez jóvenes buscan información sobre las elecciones de forma activa” en esa red.