El reloj (o smartwatch si vas a la última) descuenta las horas para el inicio del Black Friday . Ese último viernes de noviembre que pelea por ser un anticipo de la temporada de compras navideñas y que ha conseguido atrapar a miles de españoles, según un estudio llevado a cabo por Worten y la consultora GFK.

Aunque ya hay algunos como Amazon que han empezado con las rebajas desde este mismo lunes y piensan estar de empalmada hasta la próxima semana que llegue el Cyber Monday, el verdadero “viernes negro” dará inicio el próximo día 27. Que todos los medios de comunicación se hagan eco de estas rebajas marca la importancia que han ganado en el calendario comercial.

Tanto es así que el 83% de las personas encuestadas conoce este nuevo momento de consumo. Además, el 36% tiene intención de comprar más este año en el Black Friday que en la edición de 2014. Estos son algunos datos del estudio realizado por la consultora GfK para Worten, que ha contado con la participación de 1.008 personas representativas de la población internauta española. El objetivo del informe es analizar este momento de consumo que nació en Estados Unidos, que marca el arranque de la campaña navideña con grandes descuentos en productos de múltiples sectores y que está presente en España desde 2012.

“Con este estudio queríamos conocer de una forma más profunda las diferentes perspectivas, ser capaces de predecir el comportamiento de los consumidores ante este fenómeno tan importante como es el Black Friday y, además, desarrollar una oferta adaptada a sus preferencias y necesidades”. En estos términos se ha referido durante el presentación del estudio Luis Hernández, director de Marketing, Ventas & eCommerce de Worten España, que lógicamente barre para casa teniendo en cuenta que su compañía se juega mucho este próximo fin de semana.

Pero volviendo a los fríos datos que nos invitan a sacar la cartera este viernes, según el estudio, un 54% de los españoles consultados comprará durante el Black Friday, un 21% más respecto a 2014. Asimismo, el 36% por ciento de los consumidores asegura que comprará más este año en Black Friday debido fundamentalmente a los buenos precios, ahorro de dinero y las grandes promociones y ofertas que promueven las compañías. Atendiendo a los datos, el 90% de los consumidores afirma que comprará para aprovechar las promociones y precios atractivos.

Crece en intención de compra y en previsión de gasto

No hay vuelta atrás. Parece que los españoles tenemos marcado a fuego el Black Friday. Al menos según el estudio de Worten. Aunque no ha sido el único que este mes de noviembre ha circulado por internet, y todos hacen la misma observación. Como por ejemplo el de la Asociación Española de Economía Digital (Adigital), que estima el gasto de los españoles en un 10% más con respecto a la edición de 2014. Asimismo cree que se alcanzará una facturación de más de 1.100 millones de euros.

Mirando al bolsillo de manera directa, el estudio revela que el gasto medio se situará en más de 200 euros (202,4 euros) en 2015. Los consumidores declaran que tienen una intención de gastar un 8% más que el Black Friday de 2014. En base al análisis y datos la estimación del incremento de las ventas en Black Friday respecto a 2014 se sitúa en un 29%.

Ropa y moda mandan

Un cacharro móvil combinado con unos pantalones. Ese sería el retrato robot de la compra que haremos los españoles el Black Friday. Y es que los productos de electrónica, imagen, sonido y electrodomésticos aglutinan el 43% de las compras, siendo la categoría más demandada después de las prendas de vestir y moda (61%).

Respecto a los canales, un tercio de los compradores declara que solo comprará en Black Friday online; y un 30% declara que se harán con los productos en ambos canales (off y on).

Una de las principales conclusiones se centra en el cambio de comportamiento del consumidor ante la inclusión de un nuevo momento de compra promocional como arranque de la campaña navideña: en 2014 el 11% de los encuestados compró para adelantar sus compras navideñas y en consecuencia, el 32% de las ventas de 2014 correspondió a adelantos de la campaña de Navidad.

Se espera que esa proporción siga subiendo. Entre los motivos de compra, el 90% de los futuros compradores declara que lo harán para aprovechar las promociones; el 24% para evitar compras de última hora; el 20% para sortear aglomeraciones y el 27% para evitar posibles agotamientos de producto en las fechas de Navidad.