El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, acerca de si el último atentado en Egipto se ha notado en la llegada de turistas a España, ha dicho que la competitividad del sector turístico en nuestro país “no puede estar basada en el mal ajeno”.

En declaraciones a los medios recogidas por la agencia Europa Press, José Manuel Soria ha señalado que el terrorismo yihadista es uno de los mayores desafíos que existen ahora mismo en el mundo y no sólo afecta a destinos turísticos como Egipto, pues “el terrorista atenta donde puede y no distingue entre Copenhague, Marrakech o Túnez”.

Sin perjuicios de que haya desvíos de turistas hacia otros destinos, como pueden ser España, el ministro Soria ha querido dejar claro que la obligación es “acabar entre todos con la lacra que supone el territorio yihadista”.