La red social ha sustituido la estrella por un corazón y a la mayoría de sus usuarios no les ha gustado el cambio. Están en modo drama y piden #QueVuelvaElFav.

La red del pajarito ha cambiado el icono de la estrella por un corazón. Pulsar ese botón ya no es “favear” o “marcar como favorito” sino “hacer Me Gusta”. Es una forma de unificar conceptos con otras redes sociales como Facebook, Periscope o Instagram en un intento de facilitar la llegada de nuevos usuarios. El cambio lo anunció ayer con un tuit que redirigía a una entrada de su blog donde explican con detalle los motivos y argumentos que han propiciado este cambio de iconos. 

“Queremos hacer que Twitter sea más fácil y útil para usar, y sabemos que a veces la estrella puede ser confusa, especialmente para los recién llegados”. Lo cierto es que la red social de los 140 caracteres pierde dinero y su crecimiento está estancado: Tiene unos 316 millones de usuarios activos frente a los 1.400 millones de Facebook y por eso hace cambios que puedan atraer a gente astrofóbica y/o enganchada a los likes y a los corazones. Pero existe el riesgo de que a los usuarios actuales, especialmente al núcleo duro que produce la mayoría del contenido tuitero, les provoquen rechazo estas acciones. Solo hay que ver las reacciones al anuncio del corazón, en español y en inglés (pulsad sobre los siguientes tuits para ver las respuestas).

 

 

 

La compañía de San Francisco argumenta que “el corazón es un símbolo universal” (será que a la estrella solo la conocen en Cuenca) y que “a ti podrían gustarte muchas cosas, pero no todas podrían ser tus favoritas”. Desde un punto de vista semántico tienen razón, pero si le puedes poner un corazón a algo le puedes poner una estrella. ¿No?

 

El argumento definitivo de Twitter es que el corazón “es más expresivo, lo cual te permite transmitir un gama de emociones y conectar fácilmente con las personas”. (Hombre, emociones relacionadas con amor y ternura sí, el FAV no tenía esas connotaciones románticas y precisamente por eso se podía usar cómodamente en todo tipo de tuits). Por todos estos motivos y alguno más, los tuiteros están en modo drama y replanteándose su existencia tuitera. Su petición #QueVuelvaElFav es Trending Topic desde anoche.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Al bando disidente del corazón se ha sumado hasta un empleado de Twitter, Peter Seibel, que cree que se ha cambiado un término neutro por uno saturado:

 

 

BONUS: El cambio ha llegado a la versión web y a la app móvil, a todos los sistemas operativos y, en unos días, también a los clientes oficiales como Tweetdeck y a los no oficiales. Es decir, que te metas por donde te metas en Twitter, no vas a encontrar la estrella. Pero en internet el que no corre vuela y, tal y como explican en Gizmodo, ya hay una aplicación de Chrome que te vuelve a poner la estrella en su sitio (aunque en el perfil seguirás teniendo apartado de “Me gusta”, no de “Favoritos” y es solo para la versión web) o, ya que estamos, cualquier otro icono menos un corazón.