Globalia y Aena cierran un acuerdo tras dos años de negociaciones para la construcción de un hangar de mantenimiento para Boeing en la T1 del aeropuerto de Madrid, donde hasta ahora controlaba el negocio la filial de IAG.

La pugna entre Iberia y Air Europa se ha convertido en un clásico de los cielos españoles y transatlánticos en las tres últimas décadas. La lucha por controlar rutas nacionales y con Latinoamérica ha sido permanente durante años.

Y ahora la batalla se ha enconado, con cruce de recursos y acusaciones, por el concurso para gestionar los viajes del Imserso, que se disputan dos consorcios, uno formado por Globalia -la matriz de Air Europa- y Barceló y el otro comandado por la propia Iberia junto a Alsa, Gowaii e IAG7.

A la espera de que se resuelva el conflicto por los viajes para pensionistas -que ahora mismo están en el aire por la más que previsible impugnación de Globalia y Barceló-, el grupo presidido por Juan José Hidalgo se dispone a abrir una nueva batalla directa con Iberia. Tras dos años de negociaciones -que se han intensificado en los últimos meses-, Globalia ha conseguido cerrar, por fin, un acuerdo con Aena para la construcción de un hangar de mantenimiento de aviones en Madrid-Barajas, según fuentes conocedoras del proceso, que apuntan que el grupo aeroportuario ya ha dado el visto bueno a los permisos administrativos y todo esta pendiente de una última firma entre las partes.

Un nuevo hangar en la T1 de Barajas

El negocio de mantenimiento en el aeropuerto capitalino era hasta ahora un coto de Iberia, donde se encargaba de los trabajos de los aviones propios y de decenas de otras aerolíneas. Pero ahora le sale un rival en su principal plaza. La filial de mantenimiento de Globalia, que ya cuenta con una instalación propia en el aeropuerto de Palma de Mallorca, pretende construir un hangar en las proximidades de la Terminal 1 del aeropuerto madrileño.

La compañía ejecutará inversión cercana a los 30 millones de euros y se prepara para dar formación a una plantilla de 300 mecánicos. Las instalaciones estarían listas en el mejor de los casos a finales de 2016, aunque fuentes conocedoras del proyecto ven más factible que estén operativos ya en 2017.

El nuevo centro de Globalia estará especializado en la reparación y revisión del nuevo modelo 787 de Boeing. La compañía se encargará del mantenimiento tanto de las 22 unidades de este modelo encargadas por Air Europa al fabricante norteamericano como de las aeronaves del B787 que operarán en Madrid otras aerolíneas internacionales. Air Europa suscribió en octubre de 2013 un pedido de ocho unidades del Boeing 787-8, que empezarán a llegar el próximo marzo. Y el pasado enero, la aerolínea de Globalia anunció la compra de otras 14 unidades del B787-9, de mayor capacidad que la otra versión y que irán recibiéndose hasta 2022.

En las instalaciones de Iberia Mantenimiento en el aeropuerto de Barajas la compañía se encarga de trabajos para varios modelos de Airbus y también de Boeing, pero de momento no se incluyen los aparatos de la familia 787 del fabricante estadounidense.

AIR EUROPA REINVENTA SU IMAGEN

Air Europa lanza una nueva imagen corporativa con la que apuesta por el azul como color predominante y por una tipografía más sencilla y moderna. La nueva imagen se irá implantando en toda la flota de Air Europa y en todos los soportes de sus terminales de forma progresiva y gradual por lo que, a medio plazo, la imagen actual convivirá con el nuevo logo.

 

 

Desde ayer, los nuevos emblemas son ya visibles en uno de sus aviones Embraer E-195 y en la totalidad de los soportes de comunicación de los que dispone en los aeropuertos de Madrid, Barcelona y Palma de Mallorca.

Según la aerolínea, la nueva imagen es el punto de partida de la consecución de nuevos retos como la incorporación de los nuevos modelos del Boeing 787 Dreamliner, la apertura de nuevas rutas entre España y Latinoamérica o la ampliación de los servicios de a bordo.