Alrededor de medio millón de trabajadores autónomos se verán perjudicados directamente con los próximos Presupuestos Generales del Estado de 2016. Y es que el Gobierno ha aprobado una nueva subida de las bases mínimas de cotización, lo que afecta a nueve de cada diez empleados por cuenta propia.

Los autónomos, una de las grandes esperanzas del Gobierno para dar una salida al problema del desempleo en España, no están precisamente de enhorabuena. Y es que por quinto año consecutivo el Ejecutivo modificará al alza la bases mínimas de cotización (es decir, una cantidad que se considera lo mínimo que puede cobrar realmente un autónomo), según el despacho especializado en asesoramiento a emprededores Ad&Law. Solo en 2016 será un 1% de incremento.

Desde el año en el que el PP llegó al poder, la base mínima de cotización acumula un ascenso del 5%, y llega hasta los 10.717 euros anuales. “Una subida que afecta al 86% de los autónomos que cotizan sobre esta base y que perjudica, sobre todo, al 16% de los autónomos que según su declaración de la renta (IRPF) tienen unos ingresos reales inferiores a la base mínima”. Es decir, que a pesar de que sus ingresos no alcanzan siquiera los mínimos estimados por el Gobierno, éste los incrementa.

Los cálculos de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) ponen cifras concreta al drama de este 16%: Casi 500.000 empleados por cuenta propia serán “los grandes perjudicados por la subida lineal en la base mínima de cotización”. Y es que aunque esta opción de cotizar a la Seguridad Social es una opción accesoria y que decide cada autónomo, lo cierto es que luego en la práctica hay problemas reales para poder beneficiarse de aquello que se ha cotizado.

De los 145 millones de euros que el Gobierno prevé recaudar con la cotizaciones de los empleados por cuenta propia, “el Estado solo prevé gatar el 6% de lo recaudado en aquellos autónomos que cesen su actividad”, explican desde Ad&Law. Los datos muestran que se rechazan alrededor de ocho de cada diez peticiones de protección tras el cese de la actividad, una cifra que en la práctica invalida la utilidad real de éstas cotizaciones para los autónomos.

Menos de 10.000 euros al año

Según el Ministerio de Hacienda, en España hay casi medio millón de autónomos “que declaran unos rendimientos íntegros (brutos) de 15.000 euros anuales, lo que supone un rendimiento neto (diferencia entre ingresos y gastos) inferior a 10.000 euros al año”. Al subírseles la base mínima de cotización, en 2016, se tendrá que cotizar por una cantidad de 10.717 euros al año. Es decir, por encima de la cantidad neta obtenida por su trabajo.

Pedimos que se adecúe la base de cotización a los ingresos reales. Proponemos cinco tramos de cotización en consonancia con las recomendaciones del Pacto de Toledo. España debe avanzar en la posibilidad de que los autónomos coticen por los rendimientos netos que reciben. – See more at: http://www.ata.es/prensa/noticias/casi-500000-autonomos-grandes-perjudicados-por-subida-lineal#sthash.ihWnnYJr.dpuf
Según el Ministerio de Hacienda, en España hay casi 500.000 autónomos que declaran unos rendimientos íntegros (brutos) de 15.000 euros anuales, lo que supone un rendimiento neto (diferencia entre ingresos y gastos) inferior a 10.000 euros al año. Con la subida en la base mínima de cotización, estos autónomos tendrán que cotizar en 2016 por una base mínima de 893,1 euros al mes, en total 10.717,2 euros anuales, es decir por encima de su rendimiento neto. – See more at: http://www.ata.es/prensa/noticias/casi-500000-autonomos-grandes-perjudicados-por-subida-lineal#sthash.ihWnnYJr.dpuf
Según el Ministerio de Hacienda, en España hay casi 500.000 autónomos que declaran unos rendimientos íntegros (brutos) de 15.000 euros anuales, lo que supone un rendimiento neto (diferencia entre ingresos y gastos) inferior a 10.000 euros al año. Con la subida en la base mínima de cotización, estos autónomos tendrán que cotizar en 2016 por una base mínima de 893,1 euros al mes, en total 10.717,2 euros anuales, es decir por encima de su rendimiento neto. – See more at: http://www.ata.es/prensa/noticias/casi-500000-autonomos-grandes-perjudicados-por-subida-lineal#sthash.ihWnnYJr.dpuf

Desde ATA reclaman que se adecúe el pago de las bases mínimas a las cantidades netas realmente percibidas por los autónomos. En su propuesta concreta apuestan por crear cinco tramos de cotización, “en consonancia con la recomendaciones del Pacto de Toledo”.

Otra de las patas básicas de esta idea es la de fijar un salario mínimo del autónomo, similar al que puede tener el trabajador por cuenta ajena. Así, cualquie trabajador (autónomo o no) no deberá cotizar si no alcanza ese salario mínimo que el Estado considere imprescindible para llevar a cabo una vida digna.

En España hay más de tres millones de autónomos. Una cifra que no ha dejado de crecer en los últimos años, toda vez que la promoción del autoempleo es una de lass apuestas del Gobierno para reducir el desempleo. Así, por ejemplo en abril se aprobó una tarifa plana de 50 euros para bonificar las contrataciones llevadas a cabo por los autónomos. Más recientemente, Hacienda ha permitido a este colectivo aplazar más deudas sin la necesidad de aval; una medida que también supondrá un ahorro de costes.

FOTO: IMAGES MONEY en FLICKR