A pesar de que inicialmente se había hablado de una orden ministerial, el Ejecutivo sopesa la posibilidad de impulsar cuanto antes un real decreto ley con el que regular el doble cobro por retiradas de efectivo en los cajeros.

El Gobierno estaría sopesando la posibilidad de aprobar mediante un real decreto ley la regulación respecto de los cobros de comisiones en los cajeros. A pesar de que la intención inicial del ministro de Economía, Luis de Guindos, era aprobar una orden ministerial para prohibir los cobros dobles por retiradas de efectivo, fuentes conocedoras de los trámites seguidos por el Ejecutivo han explicado a SABEMOS que es “probable” que éste finalmente opte por la vía más rápida del decreto, a pocos meses de las Elecciones Generales.

Estas mismas fuentes no descartan que incluso la nueva regulación (para la cual se ha pedido opinión a Banco de España y CNMC) pueda estudiarse en el próximo Consejo de Ministros, toda vez que la llamada guerra de los cajeros ha puesto patas arriba el sector bancario y en pie de guerra a las organizaciones de consumidores.

Precisamente la Asociación de Usuarios de Banca (Adicae) mantuvo este miércoles una reunión en el Ministerio de Economía (en concreto, con la Subdirección General de Legislación y Política Financiera) para tratar el tema concreto de los cobros dobles por retiradas de efectivo en cajeros ajenos a la red del propio cliente.

En dicho encuentro, los representantes de Adicae (su presidente, Manuel Pardos, y su secretario general, Fernando Herrero) plantearon a los representantes de Economía un decálogo de propuestas de cara a la regulación que ultima el Ministerio. “El desorden general que existe en la aplicación de las comisiones bancarias está generando un enorme malestar entre los usuarios. La decisión de CaixaBank de imponer unilateralmente la doble comisión de los cajeros [aunque luego se han sumado BBVA y Santander] es ejemplo de la arbitrariedad que rige en materia de comisiones en este país”, denunció Pardos.

Una de las principales preocupaciones expresadas por los representantes del colectivo de usuarios de banca es que la denominada guerra de los cajeros vaya a suponer una legitimación para un encarecimiento generalizado de las comisiones. La intención de Adicae es que las tasas por retirar efectivo de los cajeros sean las mismas de antes que Caixabank impusiera el doble cobro en su red (con una comisión lineal de 2 euros a clientes de otras entidades).

FOTO: DANIEL LOBO en FLICKR