El presidente del grupo turístico, Juan José Hidalgo, confirma que HNA negocia la adquisición de las participaciones de todos sus socios actuales (entre ellos, sus hijas, su esposa y su hermano). El fundador de Globalia mantendría el 51% que hoy controla.

Las conversaciones vienen de largo. De muy largo. Tanto que al propio Juan José Hidalgo parece cansado del trajín y del tira y afloja. “He pedido que me dejen tranquilo y que arreglen los papeles ya”, ha dicho hoy el presidente de Globalia. Se refiere a las negociaciones con el gigante chino HNA para su entrada en el accionariado del mayor grupo turístico español (que integra Air Europa, Halcón Viajes, los hoteles Be Live, Travelplan…). HNA, a la sazón principal accionista de NH Hotel Group (con un 29,5%), ultima su irrupción en el capital de Globalia con la adquisición de una participación de casi un 49%.

La compañía china se quedaría con las participaciones de todos los actuales socios de la compañía. Con todas, menos la del propio Juan José Hidalgo, que mantendría su posición mayoritaria y seguiría controlando el 51,6% del capital hoy en sus manos. “Yo me quedo como estoy. Ni compro ni vendo”, ha explicado hoy el presidente y fundador de Globalia a un grupo de periodistas. “Hay que pactar con ellos [con HNA] cómo se gobierna la compañía después. Yo mantendré la mayoría accionarial. Hoy me siento en el consejo de administración con unos y mañana me sentaré con los otros”, ha indicado.

El plan sigue: venta y luego… ¿bolsa?

Globalia encargó hace casi dos años banco de inversión N+1 la búsqueda de un socio estratégico que tomara una participación significativa de Globalia y la preparación de la salida a bolsa del grupo. Los planes pasarían por que un nuevo accionista comprara las participaciones de los socios actuales (todos… menos el propio Hidalgo, claro) para posteriormente sacar una parte a cotización en bolsa. Unos planes que, de momento, se mantienen tal cual. “Lo que pretenden es después salir a bolsa, sí”, ha deslizado Hidalgo.

Juan José Hidalgo, fundador y presidente, cuenta con un 51,6% del capital; su hermano Juan Antonio, un 9,1%; su esposa, Avelina Gutiérrez, un 5%; sus hijas, María José y Cristina, un 5,14% cada una. En total, la familia Hidalgo suma casi un 76% del accionariado del grupo. Banco Popular cuenta con un 9,9%; Unicaja, con un 7%; Abel Matutes controla el 5,14% que antes pertenecía al otro hijo del presidente, Javier; y el 2% restante está en manos de la Fundación Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno. Pepe Hidalgo se queda con su parte y la china HNA compraría el 48,4% en manos del resto de accionistas actuales.

¿Por cuánto? En los mentideros del sector se apunta que la operación podría rondar los 1.000 millones de euros, pero Hidalgo sobre el precio calla: “Yo no entro en valoraciones”. ¿Cuándo? Probablemente pronto, pero el presidente del grupo no entra en detalles: “Yo no tengo ninguna prisa. Hay ahora 40 abogados negociando”.

El problema de la sucesión

Según ha adelantado hoy El Confidencial, las negociaciones estarían en un punto delicado por las condiciones que trata de imponer HNA sobre la futura sucesión de Hidalgo al frente del grupo, intentando que se trate de un relevo futuro de caracter técnico y no una mera sucesión familiar. “Algo de eso hay”, ha admitido el propio Hidalgo sin querere concretar más. “Cuando yo me muera el mundo sigue. Globalia está ya lo suficientemente bien organizada y está planeado todo para los próximos años. No pasa nada si Hidalgo desaparece. Va a seguir todo igual”, ha augurado. “Soy el creador de Globalia, su fundador, pero no voy a estar a perpetuidad. Ahora debe haber [pactarse] un consejo de administración y un orden”.

HNA es una corporación industrial, con amplios intereses en el sector turístico como su propio grupo hotelero, la aerolinea Hainan Airlines o un gestor aeroportuario, que registró el año pasado una facturación agregada que ronda los 25.000 millones de euros, según su propia web. El grupo asiático ya está presente en España. De hecho, es el principal accionista de la cadena NH Hotel Group, con una participación del 29,5% y uno de sus representantes se convertirá en copresidente del grupo. HNA acaba de cerrar una de las mayores operaciones de un grupo chino fuera de su país con la adquisición del gestor aeroportuario Swissport por unos 2.500 millones de euros.