A diez días de las elecciones del 27S, la Comisión Europea ha reiterado que si Cataluña se independizase dejaría de formar parte de la UE, pasando a ser considerada un país tercero, fuera del club comunitario.

Ha sido el portavoz de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, el encargado de lanzar el aviso: “si parte de un Estado miembro deviene independiente deja de ser parte de la UE, pasa a ser un tercer Estado”, ha dicho al ser preguntado en rueda de prensa por la posición de Bruselas ante el debate soberanista en Cataluña.

“Confirmo que la postura del presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, se mantiene en la misma línea de lo que viene expresando la Comisión Europea ya desde 2004 cuando se pronunció sobre ello el expresidente Romano Prodi”, ha añadido.

Schinas ha señalado que, para que ese territorio independiente pudiera volver a ser parte de la UE, “debería volver a solicitar la adhesión” al bloque europeo.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha elogiado el pronunciamiento de la Comisión Europea y ha subrayado que “basta leer los tratados para saber que la salida de parte de un país de ese país implica su salida de Europa”.

Asimismo, el candidato del PP para el 27S, Xavier García Albiol, ha aprovechado las palabras de Schinas para reprochar al presidente de la Generalitat, Artur Mas, que siga “a su bola” e ignore las advertencias internacionales.

El aviso de la Comisión Europea no ha hecho cambiar de parecer al cabeza de lista de Junts pel Sí y exeurodiputado, Raül Romeva, que ha recalcado que es “indiscutible” que los tratados de la Unión Europea permiten integrar a un país separado de un Estado miembro y ha augurado que, ante una eventual independencia de Cataluña, Bruselas hallaría una solución que beneficiase a todas las partes.

“No estamos ante un problema jurídico ni legal, los tratados permiten perfectamente, como se demostró en el caso de Escocia, que cuando una parte de un Estado miembro se convierte en Estado forme parte de la Unión Europea. Es indiscutible, estamos ante un problema político”, ha afirmado.

En cambio, el candidato de Unió, Ramon Espadaler, ha alertado de que “fuera de la Unión Europea hace mucho frío”. “Gustará más o menos, pero salir de Europa significa ponerse a la cola”, ha dicho.

Desde Ciudadanos, la candidata Inés Arrimadas, ha afirmado que el “mayor adversario” de Mas es “la verdad, el sentido, común y la modernidad” y lo ha acusado de “mentir descaradamente” al negar que una Cataluña independiente quedaría fuera de la Unión Europea.