El precio de la vivienda en España descendió un 0,9% en agosto respecto al mismo mes de 2014, según el índice Tinsa IMIE General y Grandes Mercados, en el que se afirma que “el ajuste de precios está próximo a tocar suelo tras el proceso de estabilización iniciado en el segundo semestre de 2013”.

Según informa Europa Press, la caída de los precios de la vivienda ya se situó en el 2% el pasado mes de julio, marcando su menor descenso interanual desde mayo de 2008, y ahora se sitúa por debajo del 1%.

El ajuste acumulado desde los máximos de 2007 alcanza el 41,8%, según la tasadora, que sitúa la caída desde enero hasta agosto en el 1,1%.

Por zonas geográficas, las islas Baleares y Canarias y las capitales y grandes ciudades registraron en agosto la mejor evolución interanual, con un aumento de precios del 3,8% y el 0,5%, respectivamente.

Por debajo de los valores de hace un año, se situaron en agosto la costa mediterránea, con un descenso del 1,3%, y las pequeñas localidades, donde el ajuste fue del 2,1%. La mayor caída se registró en las áreas metropolitanas (-4%).

En tasa acumulada desde enero, la costa mediterránea y las capitales muestran una evolución positiva acumulada del 0,9% y el 0,5%, respectivamente.

Por su parte, la zona de Baleares y Canarias ha visto reducido su precio un 1,4% entre enero y agosto, aunque mejora notablemente el comportamiento del año pasado, cuando acumulaba un descenso del 6,9% en los ocho primeros meses de 2014.

Las localidades más pequeñas acumulan una evolución similar a las islas en estos ocho primeros meses (-1,6%), mientras que en las áreas metropolitanas el descenso de precios entre enero y agosto de 2015 se sitúa en el 4,8%.

Por último, si el precio de la vivienda ha caído más del 40% de media desde los máximos de 2007, la costa mediterránea es la zona donde los valores se han corregido con más intensidad, un 49,1%.

El descenso acumulado de precios en las áreas metropolitanas es del 45,7% y del 44,9% en las capitales y grandes ciudades. El menor ajuste desde el punto álgido del ciclo se encuentra en la zona de Baleares y Canarias (-32%) y en el resto de municipios (-36,4%).