La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha asegurado que el Ministerio y Renfe están dialogando con los sindicatos para tratar de evitar la jornada de huelga convocada en la compañía ferroviaria para este viernes, 4 de septiembre.

En este sentido, Pastor llamó a las organizaciones sindicales a “pensar en los ciudadanos que tienen en el tren su modo de transporte más eficaz y accesible”, según informa Europa Press.

“Me gustaría que este diálogo sirva para no se trasladen molestias a los ciudadanos, que tienen en los trenes uno de los modos de transporte público más eficaz y accesible”, declaró Pastor.

“Respetando derecho de huelga de los trabajadores, me gustaría mandar un mensaje para que se piense que Renfe y los trenes son un servicio público para todos los ciudadanos y, por lo tanto, pido que se piense en los ciudadanos”, añadió la ministra tras firmar un acuerdo con la Xunta de Galicia.

CC.OO. CGT y el sindicato de maquinistas Semaf tienen convocada una jornada de huelga en Renfe para este viernes, coincidiendo con el retorno de las vacaciones de verano.

Semaf convoca los paros al considerar que Renfe Mercancías ha incumplido el acuerdo de desarrollo profesional del personal de conducción. De su lado, CC.OO y CGT reclaman que la compañía renuncie a vender la filial de Mercancías, que lance un plan para contratar nuevos trabajadores y que Fomento establezca una moratoria para abrir el transporte de viajeros en tren a la competencia.

Fomento ya ha fijado los servicios mínimos para esta huelga, que garantiza la circulación del 72% de los trenes AVE y Larga Distancia programados habitualmente para un viernes.

Esta carta de servicios esenciales fija además la circulación de entre el 33% y el 75% de la oferta habitual de Cercanías, en función de las franjas horarias, del 65% de los trenes de Media Distancia (regionales) y el 63% de los que conforman el servicio de la extinta Feve.