El comercio electrónico en España ha crecido un 24,8% en 2014 y el sector viajes es el que mayor volumen de negocio genera según los últimos datos de la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia).

Ante estos datos, y haciendo hincapié en el turismo rural, cabe preguntarnos, ¿desde dónde se hacen las reservas? Pues no nos cabe ninguna duda de que existen unos dispositivos más apropiados que otros para echar un vistazo a las ofertas y que no tienen por qué ser también los más adecuados para reservar.

Así, los smartphones y tablets lideran las visitas a la web, con el 56,11% (44,34% y 11,77%, respectivamente), que se traducen en el 41,96% de las reservas (29,98% desde móviles y 11,98 desde tablets). Mientras que por otro lado, nos encontramos con los ordenadores, a través de los cuales se realizan menos visitas (43,88%) que desencadenan en un 58,03% de las reservas online (unos porcentajes extraídos del tráfico en el portal de alojamientos www.clubrural.com).

Las conclusiones que podemos deducir es que los viajeros recurren a pantallas más pequeñas y portables, como pueden ser la de los móviles o tabletas para informarse, puesto que lo pueden hacer en cualquier lugar y momento; para después, una vez en casa, confirmar la reserva del lugar a través del ordenador. El tamaño parece ser importante a la hora de escoger lugar de vacaciones, pues el porcentaje de conversión se reduce según la medida del dispositivo: el primero es el ordenador personal, después la tablet y, por último, el móvil.

Whatsapp es la cuarta fuente de tráfico móvil y la tercera en conversión.

Entre los datos de tráfico móvil destaca también el crecimiento del Whatsapp, como medio para realizar visitas, que en 2015 se ha convertido ya en la cuarta fuente, tras el tráfico orgánico, el directo y el de pago CPC. Además, tras el de pago y el orgánico, el de Whatsapp es el tercero que mejor convierte en reservas.

Imagen | EscapadaRural en Flickr