Un inmigrante magrebí de 27 años ha fallecido en el interior de una maleta en la que se había ocultado después de colarse como polizón en el barco que cubre la ruta Melilla-Almería.

N.M., que había conseguido colarse ayer domingo como polizón, ha sido hallado muerto dentro de la maleta en la que se había ocultado y que se encontraba dentro del vehículo de su hermano, que ha sido detenido.

Fuentes policiales han informado a Efe de que los hechos ocurrieron ayer, pasadas las 20.00 horas, cuando el buque ‘Sorolla’, de la compañía Trasmediterránea, hacía su entrada en el puerto de Almería, más de cinco horas después de su salida de Melilla.

El propietario del vehículo, A.M., de 34 años, bajó a la bodega para proceder al desembarque en el puerto almeriense con su coche, momento en el que avisó de que su hermano estaba en la maleta con síntomas de asfixia, han informado a Efe fuentes de la Subdelegación del Gobierno en Almería.

Los servicios sanitarios del barco intentaron reanimar en el mismo buque al polizón, que posteriormente fue asistido por una ambulancia en el muelle, aunque ya había fallecido.

Fuentes de la Guardia Civil han señalado que el hermano del fallecido ha sido detenido acusado de un delito de homicidio y se encuentra en el cuartel de Almería. El Juzgado de Instrucción 6 de Almería se ha hecho cargo de este caso.

Una patera con siete inmigrantes a la deriva

Por otra parte, Salvamento Marítimo y la Marina Real de Marruecos están intentando localizar una patera con siete inmigrantes subsaharianos que se encuentra a la deriva en aguas del Estrecho de Gibraltar.

Según han informado a Efe fuentes policiales, la alarma ha sido dada a las 08.00 horas por una cooperante de una organización no gubernamental que ha avisado sobre la presencia de la embarcación en el mar.

La patera salió a primeras horas de la mañana desde una zona próxima a la frontera con Ceuta y al poco de iniciar la travesía se le paró el motor. Por el momento, se desconoce la situación de los inmigrantes, que han alertado telefónicamente sobre el estado de la embarcación.

Mueren ahogados cuatro inmigrantes

Asimismo, cuatro subsaharianos murieron ayer domingo ahogados cuando trataban de llegar a nado de forma ilegal a la ciudad de Ceuta desde las costas marroquíes próximas, según informó el Ministerio marroquí del Interior en un comunicado. Los cadáveres de los subsaharianos, de nacionalidad no precisada, fueron encontrados por una patrulla de la Marina Real marroquí en las cercanías de Belyounech, en la frontera norte de Ceuta.