Aena obtuvo un beneficio neto atribuido de 275,6 millones de euros en el primer semestre de este año, un 79,9% más respecto al mismo periodo de 2014, según ha informado el gestor aeroportuario a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La sociedad, citada por las agencias Efe y Europa Press, ha atribuido este resultado a la evolución positiva del negocio, a la reducción de los gastos financieros, a la consolidación del aeropuerto londinense de Luton y a las deducciones fiscales extraordinarias aplicadas en el cálculo del impuesto sobre beneficios, que ascienden a 54,7 millones de euros.

Los ingresos totales de Aena alcanzaron los 1.597,7 millones de euros, con un aumento del 12% sobre el primer semestre de 2014, de los que el 25,9% corresponden a ingresos comerciales. El aeropuerto de Luton, por su parte, contribuyó con 88,3 millones de euros a los ingresos. De hecho, según precisa Efe, si se excluyese el impacto del aeropuerto londinense los ingresos totales sólo habrían crecido un 5,8 %.

El beneficio bruto de explotación (Ebitda) del gestor aeroportuario ascendió a 826,4 millones de euros en el primer semestre, un 11,9% más, gracias, según Aena, a la “favorable” evolución de los ingresos y al mantenimiento de la eficiencia.

El tráfico entre enero y junio alcanzó los 93 millones de pasajeros, con un crecimiento del 5,2% respecto al mismo periodo de 2014, impulsado por el tráfico internaciona, que aumentó un 5,4%, y por la recuperación del tráfico nacional (+5,3%).

De hecho, Aena ha destacado que se ha consolidado en el primer semestre la recuperación del tráfico en el aeropuerto de Adolfo Suárez de Madrid (+11,4%).