Abertis obtuvo un beneficio neto de 1.677 millones de euros en el primer semestre, lo que le permite multiplicar por más de cinco el de un año antes y lograr el mejor resultado de su historia, gracias a los ingresos obtenidos con la salida a Bolsa de Cellnex.

La colocación en el mercado del 66% del capital esta filial de gestión de torres de telefonía móvil y su desconsolidación del grupo generó a Abertis plusvalías de 2.666 millones de euros y una entrada de caja neta de 2.071 millones, según ha informado Europa Press.

Estos recursos extraordinarios, además de disparar el beneficio también permitieron recortar en un 20% la deuda neta de la compañía, de forma que a cierre del pasado mes de junio se situó en 11.220 millones de euros.

En caso de descontar el ‘efecto Cellnex’, el resultado del primer semestre de Abertis arroja un crecimiento del 5%, según informó el grupo de concesiones participado por Caixabank y OHL.

En el plano operativo, el negocio de explotación de autopistas e infraestructuras de telecomunicaciones generó al grupo ingresos de 2.131 millones de euros, un 2% más que un año antes. El 70% ya procede del negocio exterior.

El beneficio bruto de explotación (Ebitda), de su lado, se situó en 1.360 millones de euros, un 4% menos, si bien en caso de descontar extraordinarios crece un 5%.