Husa logró ayer lunes el apoyo de dos de sus principales acreedores, Deutsche Bank y Banco Sabadell, a su propuesta de convenio para superar el concurso de acreedores en que se halla desde hace un año y medio.

Según informa este martes el diario Expansión, la cadena hotelera del expresidente del FCBarcelona, Joan Gaspart, cederá activos valorados en 80 millones de euros a la banca y en 25 millones más a las administraciones públicas. Para los créditos ordinarios, que suman más de 90 millones de euros, se aplicará una quita superior al 95%.

Del total de doce sociedades que presentaron concurso de acreedores, ocho de ellas irán a liquidación, dejando por pagar 40 millones más, por lo que, en total, la compañía se ha beneficiado de una quita de casi 130 millones.

Ayer, en la junta de acreedores de cuatro de las sociedades del grupo, Husa logró las adhesiones suficientes para dos de ellas: Hostelería Unida 2 y Jardines de Albia. Se prevé que Hostelería Unida también logre las adhesiones necesarias (entre las que consiguió ayer y las que se prevé que lleguen por correo por parte de entidades financieras extranjeras). Y una cuarta sociedad, Solsibu, está todavía pendiente de lograr el apoyo suficiente.

Husa sólo logró el apoyo de dos grandes acreedores: Deutsche Bank y Sabadell. El resto de acreedores que participaron ayer en la junta, como la Seguridad Social, la Agencia Tributaria y otros proveedores del grupo votaron en contra.

Uno de ellos, la empresa Denbolan, dedicada al trabajo temporal, intervino en la junta para asegurar que recurrirá a la propuesta de convenio. “Lamento que la ley esté hecha de forma que los pequeños acreedores sean los más perjudicados”, indicó su representante legal.