Las reformas adoptadas en España han permitido reactivar la economía del país y crear empleo con tasas de crecimiento aún relativamente bajas, según ha destacado el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Ángel Gurría, que ha recomendado seguir haciéndolas.

“No tiene sentido comparar España con Grecia”, subrayó el secretario general de la OCDE en una entrevista concedida a Radio Nacional de España y recogida por Europa Press, en la que puso de manifiesto que “en España se hicieron las reformas, sobre todo laborales, con todo el coste político”.

En este sentido, Gurría destacó que España está creciendo y ha reducido el déficit fiscal y creando empleo. “España está creando 700.000 empleos con un crecimiento relativamente modesto (…) La diferencia son las reformas”, declaró el líder mexicano de la OCDE. No obstante, Ángel Gurría recordó que España debe seguir perseverando en las reformas. “Las reformas son un estado de ánimo”, apostilló.

Por otro lado, el secretario general de la OCDE ha expresado la “sensación de alivio” producida por el acuerdo para negociar un nuevo rescate de Grecia, aunque ha señalado que “se ha tardado demasiado”.

En cuanto a las condiciones impuestas al país heleno, Gurría ha defendido que aquellas medidas que sean realizables, posibles y razonables “se harán” y las que sean irrealizables e imposibles “habrá que ajustarlas”.

En este sentido, el mandatario mexicano se mostró de acuerdo con lo defendido por Angela Merkel sobre la posibilidad de aligerar la carga de la deuda griega mediante el alargamiento de los plazos y de los periodos de carencia, sin tocar el valor nominal de la deuda.