La situación entre Estados Unidos y Cuba recobra poco a poco la normalidad. Así, el último paso ha sido la reapertura de ambas embajadas que llevaban cerradas desde 1961.

Todo está listo, ya no hay marcha atrás. La bandera cubana está lista para ser izada a las puertas de la misión diplomática de Cuba en Estados Unidos por primera vez desde que ambos países rompieron relaciones en 1961. Al mismo tiempo, la sección de intereses de EE.UU. en La Habana se convertirá, pasada la medianoche, en embajada.

Por un lado, Cuba ha preparado una ceremonia solemne en la nueva embajada en Washington, con unos 500 invitados, incluida una delegación de 30 representantes de la diplomacia y la cultura cubanas, empezando por el ministro de Exteriores, Bruno Rodríguez y el cantautor Silvio Rodríguez, el expresiente del Parlamento cubano, Ricardo Alarcón, el historiador de La Habana Eusebio Leal y el artista Kcho. El Gobierno de Estados Unidos estará representado en la celebración por la subsecretaria de Estado para el Hemisferio Occidental, Roberta Jacobson, que encabezó el equipo estadounidense durante los seis meses de negociaciones que culminaron en el anuncio, el pasado 1 de julio, de la apertura de las embajadas. Por la tarde, el canciller Rodríguez mantendrá un encuentro con el secretario de Estado, John Kerry.

Mientras, en La Habana, no se ha preparado ninguna ceremonia formal en la nueva embajada. El hasta ahora titular de la sección de intereses, Jeffrey DeLaurentis, se convierte en encargado de negocios de la legación, pero el izado de la bandera de EE.UU. se aplaza hasta agosto. John Kerry tiene previsto acudir.

El papel que pretende jugar España

El secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, ha asegurado que la relación “especial” que España tiene con Cuba permitirá que “juegue un papel protagonista” en las relaciones entre la Unión Europea y el país caribeño. García-Legaz ha saludado la reapertura de la embajada cubana en Washington y la estadounidense en La Habana y ha afirmado en un acto informativo, organizado por Cinco Días, que España lleva “varios meses dando pasos” para situar a sus empresas “en primera línea” frente a las nuevas oportunidades de inversión que se abren en la isla.

Además, ha asegurado que el Gobierno ha tomado “decisiones relevantes” como permitir que el Banco de España elimine el requisito de provisiones extraordinarias para otorgar créditos a proyectos en Cuba, que facilitarán la inversión de las empresas privadas españolas. Legaz ha recordado que aprobó una línea de crédito de 40 millones de euros a través de Cofides para proyectos de inversión e implantación empresarial en Cuba.

Además, ha destacado que la renegociación por parte del Gobierno español de la deuda con Cuba, asumida recientemente, “va a permitir abrir una nueva etapa en la relación con el gobierno”.

Imagen | Flickr – Jaume Escofet